Nueva escena de rol: Pesadilla. Una rica torta y unos ricos pastelitos

Disclaimer

La siguiente escena contiene material violento y desagradable, no apto para todo el mundo.

Punto de vista: Diego

Diego se encuentra en su viejo departamento de San Isidro. En eso, la puerta se abre repentinamente y llegan los machos, Maxi, Leto y Gago con Jazmín esposada y amordazada.
Gago cierra la puerta despreocupadamente.

Leto grita, “Bueeeenas buenas buenaaaas!”

Maxi grita, “Ese tiqui putíiiiiin!

Leto grita, “Buenoooo, Dieguín, macho, te trajimos una rica torta, y unos ricos pastelitos!” dice con voz alegre.

Dices con acento porteño, “Uuuuh, qué bueno boludo!”
Maxi ríe por lo bajo.

Gago dice con acento brasileño, “Nos destapamos unas birritas y arrazamos con eso, qué te pa?”

Leto grita, “de una boludoooooo!”

Diego va a buscar una cerveza a la heladera.
Leto dice, “Y bueno, con qué quieren arrancar? Con los pastelitos o la torta?”

Gago desata discretamente a Jazmín, que está gimiendo desesperada. La mantiene amordazada.

Aparece repentinamente, como por arte de magia, Jorge.

Jorge grita, “Por la tooortaaaa!”

Maxi dice, “Arrancamos con la torta entonce?”

Diego regresa de la cocina.
Dices con acento porteño, “Seee, dale, la torta!”
Leto coge a Jazmín y la suve iolentamente a la mesa ratona.

Leto dice, “Listo, arrancamos con la torta.

Mientras Leto dice esta frase la pone con violencia cabeza abajo a Jazmín. Aparecen un cuchillo y un tenedor en las manos de Leto, quien procede a cortarle la cabeza a la chica. Lógicamente, Jazmín comienza a dar alaridos de dolor y horror mientras sus ojos se desencajan.

Gago destroza la ropa de Jazmín y la sostiene con fuerza y firmeza del resto del cuerpo, mientras Leto le continúa cortando la cabeza. Jazmínn comoenza a sangrar a borbotones, dando sus últimos chillidos, sus últimos gemidos. AHora la cabeza de Jazmímn, despedazada, llena de sangre, sangre que se pega al pelo que se vuelve una maraña. Y Maxi, Leto y Gago ríen, como si esto fuera un Festín en serio.

Diego está paralizado.
Gago coge a Diego del pescuezo y con violencia lo tira de cabeza contra el piso, haciéndole chocar con la mesa ratona.

Diego trata de no emitir sonido pero sufre de dolor.
Leto y Gago levantan la cabeza de Diego con brusquedad y se la introducen con violencia sobre la mesa, llenándole los labios de la sangre de Jazmín.

Maxi dice, “Comé putilín, que tiene esa cremita roja…”

Leto grita, “Dale, comé comé! Comé, pedazo de gil!

Gago le introduce en la boca pedazos de la cabeza, con pelo, sangre y todo.

Leto grita, “Comé o te re cago a palos.”

Diego adsorbe, contra su voluntad, los restos de la cabeza de Jazmín, la torta.
Maxi aparece por sorpresa con una soga, le ata las manos por detrás a Diego, brazos cruzados, y presiona… fuerte, fuerte, cada vez más fuerte.

Diego grita de dolor, la presión es terrible.
Leto comienza a golpearle en la cabeza y grita, “Comé o te quedás paralítico, puto!”

Diego está llorando del dolor, mientras Maxi no solo que no afloja, sinó que con ayuda de Leto y Gago están torturándolo cada vez peor.
De repente la escena cambia: En la mesa no hay más restos de la cabeza de Jazmín. Ahora, en cambio, aparece ella, viva (con cabeza y todo) desnuda, recostada en la mesa ratona.

Leto grita, “Bueno, ahora los pastelitos!”

Sin mediar ma´s palabras, los machos le cortan a Jazmín las dos tetas, le hacen varios cuchillazos en la vagina, le cortan el clítoris. Claro, ella grita, chilla, da los gritos más desgarradores que Diego haya oído, y los machos la dan vuelta y ahora le acuchillan los cachetes del culo,para finalmente acuchillarle el ano, saliendo el cuchillo lleno de mierda.

Diego está otra vez, inmóvil, sin saber qué hacer.
Maxi dice, “Vení putín, acá están los pastelitos.”

Sobre la mesa están, a trozos, las partes íntimas de Jazmín, llenas de sangre como la propia mesa. A un costado, el cuchillo, con la hoja llena de mierda y parte del mango.

Gago vuelve a drale un cabezazo contra la mesa a Diego.

Gago grita, “Comé mierda, comé!”

Leto blande amenazante el cuchillo, lleno de merda.

La escena se repite. Nuevamente Diego tragándose el amargo sabor de la sangre, los machos atándolo por atrás de la espalda y presionando peor que antes, sostemiéndole las piernas y apretándole los músculos con algo que Diego no sabe qué es. Luego, Gago le sigue gritando insultos, cuchillo en mano, lo sacude, el cuchillo, el cual se convierte en una cuchilla enorme. Gago la sacude, la agita en círculos y de repente Diego siente que pierde la vida poco a poco…

Diego despierta. Está llorando amargamente, sudando frío, temblando. A su lado, Jazmín se ha despertado alarmada.

Nueva escena de rol: Puerta del Sol, la puerta al amor.

Punto de vista: Romina

Una habitación alquilada por Romina
Romina sale de tomarse una ducha luego de haber cumplido su turno en el restaurante, se pone un pijama ligero y se acuesta en la cama cerrando los ojos
Romina se va adormilando, cuando la vibración del móvil contra la mesita la asusta un poco, por lo que se incorpora de golpe. Desbloquea la pantalla y lee el mensaje.
[SMS] arnulfo: “hola. sólo escribo para saber cómo estás, ya que hace mucho no nos vemos, arni”
Romina sonríe radiante y responde sin a penas pensárselo
SMS enviado: “hola, querido Arni. sí, no nos vemos hace tiempo, primero porque anduve resfriada, luego porque creo que no coincidíamos con los turnos en el restaurante. como estás? espero que bien.”
Romina se recuesta por el cabecero de la cama y espera por si haya otra respuesta, suspirando con gesto pensativo
[SMS] arnulfo: “hola. efectivamente estoy bien. ahora mismo contemplo el paisaje en la azotea de la torre. espero se te haya quitado el resfriado; ya te extraño”
Romina vuelve a leer varias veces la última frase, como sin poder creerlo del todo
Romina piensa: así que me extraña?
Romina teclea, volviendo a responder
SMS enviado: “sí, me voy recuperando de a poquito. Que lindo, yo también te extraño. No sé si puedo verte ahora?”
Romina deja el móvil sobre una de sus piernas y queda pensativa por un buen rato.
Murmuras: “yo también te extraño, te quiero, te necesito…pero no, no es posible.”
[SMS] arnulfo: “por mí no hay problema en vernos”
Romina sale de su ensimismamiento al sentir vibrar el móvil, lee y suspira
Murmuras: “para qué le dije eso? Bueno Romi, mientras él no te de pie, no pasa nada”
Murmuras: “porque te extraño lo dice cualquiera. Si no pasa de ahí, todo en orden”
Romina vuelve a responder
SMS enviado: “donde querés que nos veamos? ahí donde estás?”
Romina mantiene el móvil con la pantalla encendida en la mano, leyendo cada uno de los mensajes de Arnulfo que quedan registrados en la aplicación de mensajería.
[SMS] arnulfo: “si quieres puedo bajar por ti”
Romina sonríe
SMS enviado: “ahora mismo estoy en el club, bajo de mi habitación y te espero afuera, ahí vemos qué hacemos. sí? hasta ahora, arni.”
[SMS] arnulfo: “perfecto; ahora voy en camino”
Romina se levanta tras leer el último mensaje, se viste de forma cómoda y abrigada. Entra al baño y se mira al espejo, maquillándose y perfilándose las cejas por unos minutos.
[SMS] arnulfo: “estoy afuera del club”
Romina sale del baño, toma un bote de perfume de la mesita y se lo pone. Agarra el móvil y antes de meterlo al bolso, se fija que brilla intermitente la luz de notificaciones. Desbloquea, lee y sonríe.
Romina teclea
SMS enviado: “dale, ya voy, tardé un poco maquillándome, es que el resfrío me deja pálida.”
Romina guarda el móvil en el bolso y sale rápidamente, cerrando la puerta de la habitación con la tarjeta magnética.
Alojamientos Sláinte
Ves una recepcionista aquí.
Romina saluda a la recepcionista y esta le responde con una sonrisa, luego baja las escaleras llegando a la planta principal.
Sláinte social club – Planta Principal
Romina pasa como un rayo, cruzando todo el lugar y llegando hasta la salida
Sales.
Sláinte Social Club
Romina saluda a los guardias de la entrada y se dirige a plaza independencia.
Comunidad de Madrid; Plaza de la Independencia.
Ves un todoterreno reacondicionado, Nisan Rashqai, Rinault Migane, y Furd Fufa aquí.
Te encuentras con arnulfo.
arnulfo observa a la gente que va y viene
Romina sale del club, busca con la mirada y al poco tiempo ve a arnulfo
A arnulfo se le iluminan los ojos
Romina se le acerca, esbozando una sonrisa
Dices: “hoola, arni querido!”
arnulfo sonríe de oreja a oreja al ver a romina
arnulfo dice: “romi!”
Romina va algo abrigada pero sin perder su toque de belleza, se percibe un rico aroma a perfume cuando se acerca
oyes una discusión a lo lejos
arnulfo se recrea con el aroma de la chica
Romina se le acerca y sin pensarlo mucho se agacha y lo abraza, luego le da un beso en la mejilla.
arnulfo corresponde al abrazo y le da un beso en la mejilla sin poderse controlar
Romina se sorprende un poco y lo mira tras separarse
Dana llega desde el oeste.
Dana se marcha hacia el este.
arnulfo piensa: “contrólate
Murmuras: “como estás?”
Romina le sonríe dulcemente
arnulfo dice: “yo.. no me pude controlar”
oyes un claxon cerca de aquí
Romina se pasa a penas la punta de la lengua por el labio inferior, coqeta.
Dices: “creo que le tomaste el gusto a eso de cobrarme aquel castigo, eh?”
arnulfo sonríe.
arnulfo dice: “qué quieres si me gustan tus castigos”
escuchas música a lo lejos
arnulfo dice: “mira que con esos castigos da gusto portarse mal…”
Romina sonríe enormemente y sin pensárselo, se acerca y le vuelve a plantar un beso.
arnulfo dice: “mira que no me controlo, eh?”
Romina lo mira
Dices: “y a mí me gusta castigarte, arni”
Romina se vuelve a pasar la lengua por el labio inferior y lo mira fijo a los ojos
arnulfo está por besarla en los labios, pero se contiene y la besa en la megilla
Dices: “dónde podemos ir esta vez? pobrecito que tuviste que bajarte para venir a verme”
arnulfo dice: “para éso está el ascensor”
Romina mira sus labios
arnulfo se moja los labios
arnulfo le guiña un ojo y sonríe pícaro
Romina mira su gesto y se fija de reojo en la entrada al club, luego mira de vuelta a arnulfo y suspira
Romina se le acerca y pega su rostro al de él como otras veces
Murmuras: “qué querés hacer, arni?”
arnulfo piensa: al paso que vamos no podré controlarme
Dices: “elegí lo que quieras, yo te acompaño”
arnulfo murmura: “estaba pensando que ya conoces los lugares a los que me gusta pasear, así que ahora me gustaría pasear a donde tú quieras”
Romina sonríe
arnulfo juega con el pelo de romina
Dices: “me parece bien, igual no conozco mucho madrid pero…”
Romina piensa por un instante
Dices: “me gusta la plaza de puerta del sol para pasear, es muy grande. eso sí, todo el tiempo pasa gente por ahí.”
arnulfo dice: “pues vamos”
Romina asiente, se coloca tras la silla y mueve suavemente a arnulfo con una mano, mientras la otra la posa en uno de sus hombros y se lo masajea
Comunidad de Madrid; Tramo inicial de la Calle de Alcalá.
Ves Rinault Migane aquí.
arnulfo llega desde el este.
arnulfo lucha por controlarse
Romina camina despacito, mientras sigue dándole masajes a arnulfo con la otra mano
Romina juguetea con su pelo un instante, mientras sigue caminando hasta llegar a puerta del sol
arnulfo se deja hacer, aunque en el fondo sabe que no podrá controlarse
Comunidad de Madrid; puerta del sol
Ves La estatua de la Mariblanca, La estatua ecuestre de Carlos III, saet reacondicionado, vehículo blindado F2, Rinault Migane, Saet reacondicionado, Aedi B4 Gasolina, y Saet Reacondicionado aquí.
arnulfo llega desde el este.
arnulfo observa los vehículos aparcados
Romina se detiene a un costado de la plaza
arnulfo dice: “a este paso ésto parecerá la plaza de españa”
Romina se coloca de perfil, mira los autos y asiente
Romina mira a arnulfo de frente
Dices: “me gustaría alguna vez manejar un auto como alguno de esos”
Romina vuelve a mirar los autos, sonríe y retorna la mirada hacia arnulfo, cogiéndole las dos manos entre las suyas
arnulfo dice: “al menos ya supe lo qe es manejar”
Romina se las aprieta suavemente
Dices: “igual manejar es estresante, a mí más bien me gustaría por comodidad y algo de lujo, si te soy sincera.”
arnulfo dice: “a decir verdad estresa, hay cada imprudente que no veas”
Romina entrecierra los ojos mirando a arnulfo
Dices: “sí, tenés razón”
arnulfo respira para controlarse y evitar hacer una inprudencia
Romina le suelta las manos y vuelve a retomar la marcha, empujando despacio la silla
Dices: “y qué me contás, arni? como estás vos? te veo mejor que otras veces”
Romina vuelve a masajearlo con una de sus manos mientras lo conduce suavemente dando una vuelta por la plaza
arnulfo dice: “así es; estando a tu lado todo es mejor”
Romina sonríe aunque arnulfo no la ve porque se encuentra detrás
Dices: “en serio? es tanto así?”
arnulfo asiente afirmativamente.
Romina se estremece levemente y la mano del masaje le tiembla
arnulfo mira fijamente a romina
Orson llega desde el este.
Orson se marcha hacia la calle de Preciados.
Romina se sorprende ante la mirada repentina, luego se gira hacia él para que no tenga que forzar tanto la cabeza al girar
Dices: “qué pasa? estás bien?”
Romina lo sitúa en un lugar algo más apartado del paso de la gente
arnulfo dice: “es que te juro que no puedo controlarme”
Dana llega desde el este.
Dana se marcha hacia la calle de Preciados.
Romina lo mira sin entender
Romina se le acerca mucho
Murmuras: “a qué te referís con controlarte?”
Romina por instinto lo aparta un poco más y va situando la silla tras una de las estatuas, como queriendo esconderse
arnulfo murmura: “lo siento, pero…”
Romina se detiene y fija la mirada en él, dejando de a poco ver una sonrisa
Murmuras: “pero qué? te escucho, príncipe.”
Romina se frota las manos entre sí, esperando
arnulfo no puede más y la besa en los labios
arnulfo piensa: pero qué acabas de hacer!
oyes un claxon a lo lejos
Romina se sorprende pero corresponde al beso
Romina piensa mientras lo besa: No, no lo puedo creer…
Romina lo abraza, alargando el beso
arnulfo alarga el beso y corresponde al abrazo
Romina separa a penas los labios y abre los ojos para mirarlo
Murmuras: “arni…yo…”
Romina suspira ondamente y no puede seguir
arnulfo murmura: “no.. pude.. controlarme…”
Romina sitúa la silla aún más detrás de la estátua y la mira por un instante, como pensando algo
Murmuras: “esto está bloqueado?”
arnulfo desbloquea las ruedas
Romina niega
arnulfo murmura: “debí bloquearlas por accidente”
Murmuras: “no, si quiero que las bloquees, en realidad.”
Romina sonríe y asiente
arnulfo bloquea las ruedas
Romina lo vuelve a mirar y se sienta sobre el regazo de arnulfo, poniéndole la cara muy cerca y esperando por si la bese de nuevo
arnulfo murmura: “en serio que no encuentro palabras para expresar lo que me pasa contigo y créeme que a estas alturas ya no me importa lo que la gente diga”
oyes sirenas cerca de aquí.
Romina sonríe enormemente
Romina mira hacia la fuente de sonido por un momento, luego lo vuelve a mirar
arnulfo mira la fuente de sonido sin inmutarse
arnulfo vuelve a besar a romina
Romina se deja hacer y le acaricia el rostro con ambas manos
Romina se separa
Murmuras: “arni, mi vida…yo, yo no sé qué decirte.”
arnulfo reanuda y profundiza el beso, le acaricia el rostro
Romina también profundiza y le sigue acariciando la cara
Romina se vuelve a separar, suspirando
arnulfo murmura: “espero no te enojes, pero ya que no puedo expresar con palabras lo que siento…”
Romina niega y le sonríe
Murmuras: “arni, mirá…vos sos muy lindo también pero…”
arnulfo dice: “he aprendido que la vida es muy corta y no puedo desperdiciarla pensando en lo que la gente pueda decir”
Romina se interrumpe y asiente, recolocándose mejor sobre el regazo de arnulfo y aferrándose a él con uno de los brazos.
Dices: “en serio me dejás sin palabras…solo te puedo decir que sos divino y que…”
arnulfo dice: “y que…”
Murmuras: “también me gustás pero…no sé, la verdad…”
Romina se ve algo contrariada
Romina apoya la cabeza en el pecho de arnulfo, alcanzando a escuchar los latidos desbocados de su corazón.
arnulfo piensa: lo sabía, pero al menos… al menos nada
arnulfo le acaricia el cabello
Romina se gira y lo mira
Murmuras: “qué podemos hacer? a vos te gustaría que…que lo intentemos?”
arnulfo sonríe.
arnulfo dice: “por qué no?”
Romina lo mira con ojos algo brillantes
arnulfo sonríe ampliamente
Romina corresponde a la sonrisa
arnulfo dice: “mi condición no es ningún impedimento y como te dije, lo que diga la gente no sirve mas que para complicarse la vida. total, nunca les darás gusto”
Dices: “pero, y si no sé como tratarte? y si te digo algo que te haga daño? si hago cosas que no te gusten?”
Romina asiente, mirándolo interrogante
arnulfo dice: “es el riesgo que corremos ambos”
Dices: “pero yo no quiero hacer algo que te afecte, no quiero…”
Romina suspira
arnulfo dice: “y yo tampoco, pero para éso hay qué conocernos ¿no crees?”
Dices: “quiero que seas feliz, solo eso quiero para vos.”
arnulfo suspira profundamente.
Romina vuelve a sonreír y asiente
arnulfo murmura: “déjame ser feliz contigo”
arnulfo piensa en algo y sonríe
arnulfo dice: “tu teléfono tiene música?”
Romina lo mira
Dices: “suelo escuchar alguna que otra por internet, pero no le cargué ninguna aún. por qué?”
arnulfo dice: “se me había ocurrido algo”
Romina lo mira con expectativa y curiosidad
Dices: “qué pasa por la cabecita de mi príncipe?”
arnulfo dice: “al mío no le he cargado música…”
Romina intenta comprender a qué quiere llegar arnulfo
arnulfo le hace un gesto para que se sitúe frente a él
Dices: “querés que bajemos alguna? o qué se te ocurre, mi amor.”
Romina se sonroja levemente y al ver el gesto se levanta y se sitúa frente al chico, mirándolo
arnulfo dice: “dame tus manos, hermosa”
Romina pestañea un poco y se acerca, le da las manos a arnulfo y se las aprieta
arnulfo mueve las manos de la chica al ritmo de una música imaginaria
Romina sonríe con lo que hace
Dices: “querés bailar, mi vida?”
arnulfo dice: “vaya que adivinas”
arnulfo dice: “no sé si así se baila en silla de ruedas, pero es lo que se me ocurre”
Dices: “ah, entonces hagamos esto bien”
Romina se acerca, desbloquea las ruedas y balancea levemente la silla de arnulfo de un lado al otro con una mano, mientras que con la otra lo abraza parcialmente.
Murmuras: “así mejor?”
Romina ríe bajito
arnulfo murmura: “mejor”
Hasta que finalmente Arni habló, y yo también me dejé llevar. No sé que pasaría a partir de ahora, lo que sí sé es que esto que siento no lo había sentido antes por nadie, es un sentimiento puro, tierno e inocente y por tanto, algo completamente nuevo para mí. Solo espero que no me esté equivocando al dar este paso y como dice él, que la gente piense lo que quiera.

Nueva escena de rol: Yendo al trabajo y un susto inesperado

Punto de vista: Oscar

Los días corrían con tranquilidad, y sin muchos sobresaltos. Yo había reanudado mi trabajo en la farmacia, (con todo el miedo posible que se pueda tener a lo que pueda suceder, Camila había finalmente aprobado su exámen de manejo por lo que no había nada de que preocuparme, las cosas con gina marchaban bien, y auxita seguía todos los días acompañándome a la farmacia. Sentí que tenía que hacer algo solo, sentí que tenía que ser servible un buen día, y esto pasó:
Casa de Auxita
oscar sale del baño y lo cierra, entra a su habitación y toma su móvil, lo mira un instante
oscar toma las llaves del coche, una villetera, su tarjeta de conducir y sale con paso decidido de la habitación, la cierra
oscar aminora la marcha al llegar a la habitación donde duerme auxita con camila, entre abre muy despacio la puerta, las divisa durmiendo y cierra
oscar camina hasta la puerta de salida
oscar toma unas llaves que hay colgadas y abre, luego sale
Abres la puerta.
Sales de la casa.
La planta número 3
Ves el paraíso , Casa de Auxita, Departamento de Diego y Jazmín, y La casa de Mike aquí.
el ascensor de la torre de madrid acava de pararse en La planta número 17.
Cierras la casa.
oscar llavea la casa de auxita
el ascensor de la torre de madrid acava de pararse en La planta número 16.
oscar se dirige hasta el ascensor, lo llama pulsando el botón
Pulsas el botón del elevador y este se pone en movimiento.
el ascensor de la torre de madrid llega y las puertas se abren.
oscar ve llegar el ascensor y entra
entras en el ascensor de la torre de madrid.
el ascensor de la torre de madrid
oscar pulsa el botón para bajar hasta el vestíbulo de la torre
El ascensor cierra las puertas y se pone en marcha.
el ascensor de la torre de madrid para en Torre de Madrid. y las puertas se abren.
sales del elevador.
Comunidad de Madrid; Torre de Madrid.
Ves un tablón de anuncios y el ascensor de la torre de madrid aquí.
oscar sale del ascensor, luego sale de la torre buscando su coche
Comunidad de Madrid; Plaza de España.
oyes sonidos de obra y maquinaria de construcción
abres rinault migane
oscar abre la puerta de su coche con las llaves y entra en él
rinault migane
oscar se abrocha el cinturón, luego cierra la puerta colocando el seguro
oscar introduce la llave en el cilindro de encendido y arranca
oscar mira por el espejo retrovisor antes de salir, luego pone marcha atrás y sale
oscar enciende bajito la radio, se escucha un informativo con las noticias del día
oscar va mirando la vía a medida que va conduciendo, sobrepasa algunos coches
música comienza a sonar en la radio
oscar va golpeando el volante despacio mientras maneja concentrado
oscar ya ve cerca el destino, cuando llega no hay más que su auto, así que estaciona con facilidad sobre la acera de la farmacia
oscar se desabrocha el cinturón una vez que apaga el motor, abre la puerta y sale
Comunidad de Madrid; calle del príncipe de Vergara
Ves rinault migane aquí.
oscar cierra la puerta de su auto y le coloca el seguro
Cierras rinault migane

Punto de vista: Auxita

Casa de Auxita
Auxita ha parado su despertador varias veces, hasta que finalmente ve la hora en el móvil y se incorpora a penas un poco, desperezándose
Auxita ve dormir a Camila y se levanta, se viste haciendo el menor ruido posible. Ve su puerta que está algo entornada, por lo que queda pensativa y extrañada, ya que Camila siempre la suele cerrar del todo, al igual que ella misma.
Auxita abre, sale despacio y cierra la puerta por completo. pasa por el pasillo de las habitaciones mirando todas las puertas, primero la de Melany, y luego al ver la de oscar tiene una idea
Auxita piensa: voy a despertarlo, a ver si inventamos juntos algo de desayunar y de paso charlamos, ha de tener cosas que contarme.
Auxita se acerca a la puerta, la abre despacito y asoma a penas la cabeza, se extraña al no ver a oscar en su cama.
Auxita abre del todo y al confirmar que no está, cierra la puerta y se acerca a la del baño
Murmuras: “oscar? Estás ahí?”
Solo el silencio se mantiene tras la pregunta
Murmuras: “oscar?”
Auxita mira hacia la cocina y se dirige a la puerta de la misma, entra y mira con detalle a todos sitios, sin hallarlo.
Auxita da la vuelta sobre sus pasos y se encamina rápidamente hasta el salón, por si estuviera allí. Se topa con el lugar vacío, lo mira con detenimiento y suspira

En la farmacia…

oscar abre la farmacia y entra en ella
Comunidad de Madrid; Farmacia Imperium Healthcare.
oscar va hacia el mostrador, enciende la computadora
oscar se sienta en una silla con rueditas detrás del mostrador
oscar silba bajito, esperando que alguien llegue
un hombre con gesto preocupado entra en la farmacia
oscar mira al hombre que se acerca
oscar dice: “buenos días, que desea”
el hombre mira a oscar
se escucha música a lo lejos
el hombre dice: pues ando deseando algún viverón paa mi hijo, es que el muy cabrón perdió el suyo y gÜeno, tuve que salir a comprarle uno.
se oye un claxon cerca de aquí
oscar sonríe con el tono del hombre y asiente, se levanta de su asiento
oscar se dirige hasta el lugar donde están colocados los viverones
oscar dice: “desea uno de vidrio? o de plástico está bien”
el hombre dice: no, de vidrio e mejor,… gÜeno aunque, le podría pasá argo, mejó deme uno de plástico
oscar vuelve a sonreír tapándose la cara y piensa: a este muchacho no le enseñaron hablar cuando nació? o que
oscar saca el viverón, se dirige hasta el hombre y se lo entrega
oscar dice: “serían siete euros”
el hombre deja el dinero sobre el mostrador
oscar le da una factura de compra al hombre
el hombre toma la factura, se despide con un gesto de cabeza y sale
oscar queda pensativo
oscar comienza a teclear en su computadora, ordenando los insumos que ya comienzan a faltarle para luego realizar el pedido correspondiente
hay gente que va y viene.
oscar murmura: “no tengo música acá, voy a tener que buscar algo por internet ”
oscar mira la gente que va y viene, se alerta por si alguien ingrese

En casa de Auxita…

Auxita divisa algo que llama poderosamente su atención, el llavero que contiene la copia de la llave que es de oscar no está colgado en el mismo sitio de siempre, por lo que de inmediato se tensa, pensando.
Murmuras: “no, no puede ser…hasta que salió nomás, cómo es posible!”
Auxita suspira con algo de enfado, va hasta el baño y se lava la cara y los dientes y va rápidamente a su habitación, al ver a Camila intenta regularizar la respiración y los pasos para no despertarla.
Auxita se viste con ropa de salir lo más a prisa que puede, luego mira su móvil en la mesita, lo desbloquea y decide llamarlo
Auxita toma su bolso y mete en él las llaves del coche, suspira y sale de la habitación, cerrando muy despacio la puerta y manteniendo el móvil en la mano libre.
Auxita se encamina hasta el salón y marca el número de oscar
El teléfono da tono.
Auxita se pone el teléfono en la oreja y aguarda ansiosamente
Auxita camina dando vueltas por el salón, al ver que oscar no contesta se tensa aún más
Cuelgas la llamada.
Murmuras: “oscar, no me podés hacer esto…”

En la farmacia…

una chica ingresa en la farmacia
la chica mira a oscar
oscar ve a la chica
oscar dice: “buenos días, que anda buscando, señorita ”
la chica dice: buenas, ando buscando pastillas anticonceptivas y toallitas femeninas
oscar piensa un momento, luego de eso se levanta
oscar camina hasta las estanterías
oscar dice: “acérquese, puede elegir usted”
la chica se acerca y elige su marca favorita, luego le entrega un papel a oscar
Llamada entrante de Auxita.
Un teléfono suena en este lugar.
oscar piensa: quien será que llama a estas horas…
Auxita ha colgado.
oscar mira el papel con detenimiento, va hacia el estante de las pastillas, saca una caja y se acerca al mostrador
oscar saca su móvil del bolsillo y lo deja sobre el teclado de la computadora
oscar piensa: ahora lo miro
oscar deja la caja en el mostrador
oscar dice: “sería en total 9 euros, señorita”
la chica asiente y le entrega una targeta a oscar
la chica dice: podría pagar con esto?
oscar asiente

En casa de Auxita…

Auxita deja el móvil sobre la mesita, se presiona el rostro con ambas manos por un instante y luego vuelve a tomar el móvil, desbloqueando para enviarle un mensaje
Auxita teclea por un largo rato, por momentos se seca las manos que le sudan de nervios por el pantalón y reanuda la escritura, dándole luego al botón de enviar
Auxita bloquea el móvil y se recuesta del sofá, cerrando los ojos y suspirando varias veces con expresión de rabia
Auxita piensa: por qué tiene que hacer eso? cuántas veces le dejé claro que necesito supervisarle?

En la farmacia…

oscar se sienta en su computadora, hace el móvil a un lado, coloca la targeta en el lector de la misma y comienza a teclear para abrir el programa
oscar saca la tarjeta una vez hecho el procedimiento
oscar se levanta y extiende la tarjeta a la joven
oscar dice: “aguarde un momentito, que le daré factura de compra”
la chica asiente y sonríe a oscar
[SMS] Auxita: “hola oscar, necesito saber donde estás, y decirte que si tu idea es salir solo no tenés más que decírmelo para no preocuparme por vos. si no me contestas de inmediato salgo a buscarte, si tengo que pedirle ayuda a Melany lo voy a tener que hacer, por ahora no voy a molestar a nadie. Contestame por favor, gracias.”
oscar saca una bolsita, y se la entrega a la jóven para que embolse todo lo que lleva
oscar siente vibrar su móvil
La chica mete los productos y la tarjeta en la bolsa
oscar piensa: por dios, estoy ocupado, no puedo ahora
oscar hace la factura y se la entrega a la jóven, quien también la introduce en la bolsa con lo demás.
la chica hace un gesto agradecido y se despide, alejándose de la farmacia
oscar vuelve a teclear ensimismado, olvidando su móvil y la vibración del mismo

En casa de Auxita…

Auxita suspira y cierra con fuerza los ojos, aguardando una respuesta.
al no obtenerla, Auxita se levanta del sofá, mete el móvil en el bolso, busca las llaves de la casa y sale sin perder más tiempo
Abres la puerta.
Sales de la casa.
La planta número 3
Ves el paraíso , Casa de Auxita, Departamento de Diego y Jazmín, y La casa de Mike aquí.
Auxita cierra la puerta, la llavea y se encamina hasta el panel del ascensor para llamarlo
Pulsas el botón del elevador y este se pone en movimiento.
el ascensor de la torre de madrid llega y las puertas se abren.
Auxita entra con rapidez.
entras en el ascensor de la torre de madrid.
el ascensor de la torre de madrid
Auxita pulsa el botón de planta baja
El ascensor cierra las puertas y se pone en marcha.
Auxita se mira brevemente al espejo y este le devuelve una cara seria
el ascensor de la torre de madrid para en Torre de Madrid. y las puertas se abren.
Auxita sale de inmediato
sales del elevador.
Comunidad de Madrid; Torre de Madrid.
Ves un tablón de anuncios y el ascensor de la torre de madrid aquí.
Auxita saluda con gestos y sin hablar a algunas personas que le dan los buenos días, caminando apresurada hacia plaza España
Auxita niega levemente para sí misma y piensa: acaso no le fui lo suficientemente clara?
Comunidad de Madrid; Plaza de España.
Auxita se detiene a pensar por un momento
Murmuras: “lo voy a buscar a la farmacia primero y si no está ahí, sé donde lo puedo encontrar”
Auxita se encamina hasta su coche y lo abre
abres coche eléctrico Sundoor
coche eléctrico Sundoor
Auxita se acomoda en el asiento del conductor, se ajusta el cinturón y arranca el motor con prisa
Cierras el vehículo.
Auxita mira todo el coche por un momento
Murmuras: “le hace falta una buena lavadita y mantenimiento a este auto, por dios.”
Arrancas el motor.
Auxita sale de plaza España y pone rumbo a la farmacia, cuyo trayecto conoce de memoria porque siempre está acompañando a oscar
El vehículo se pone en marcha.

En la farmacia…

oscar pone una mano en su cabeza y piensa un nombre, luego vuelve a escribir
oscar murmura: “pero a ver… 4 miligramos era? o 40… no recuerdo ya”
oscar se levanta de la silla y se dirige a un estante
oscar toma un jarave para niños, lo mira con detenimiento
oscar murmura: “ahaa sí, era 40”
oscar deja el frasco donde estaba y se dirige nuevamente a la silla para seguir escribiendo
oscar comienza a silbar bajito mientras escribe
oscar va tecleando nombres de diferentes jaraves en diferentes columnas
oscar murmura: “bueno… ya terminé con esta parte, ahora pasamos a los anticonceptivos y sus diferentes variedades”
oscar cierra el documento archibando el mismo y abre otro con algunas marcas ya anotadas
oscar piensa: está todo muy tranquilo, propício para hacer estas cosas
oscar canta, “laaay laalaaay ”
oscar continúa concentrado
oscar recuerda algo, se levanta de su asiento y arrima la puerta de la farmacia
oscar vuelve hacia su silla
oscar se recuesta en la silla y se despereza por un momento
oscar vuelve hacia el ordenador y continúa con el trabajo
poco a poco, oscar va terminando el documento
oscar se levanta de su silla y camina hacia una de las estanterías donde hay preservativos, mira las fechas de vencimiento
oscar asiente levemente y camina despacio hacia el ordenador

En el Sundoor…

Tras a penas unos minutos, el vehículo se detiene al llegar a su destino.
Auxita llega a la calle de la farmacia, se fija mediante el parabrisas que la puerta está entreabierta y suspira aliviada, mientras estaciona cuidadosamente para luego apagar el motor, quitarse el cinturón y bajar del vehículo.
Comunidad de Madrid; calle del príncipe de Vergara
Ves rinault migane y coche eléctrico Sundoor aquí.
Cierras coche eléctrico Sundoor
oyes una discusión a lo lejos
Auxita ve el coche de oscar aparcado a un costado de la acera y luego se dirige con paso firme hasta la farmacia
Comunidad de Madrid; Farmacia Imperium Healthcare.
Te encuentras con oscar.
oscar vuelve a sentarse y comienza definitivamente a terminar el documento encolumnado como el anterior
oscar mira que alguien entra
escuchas música cerca de aquí.
oscar se sobresalta por la música
Auxita entra y ve a oscar trabajando, lo mira fulminante e intenta suavizarse al verlo
oscar se levanta de su asiento y ve auxita
oscar pone gesto sorprendido por la mirada
oscar dice: “que pasó?”
Dices: “buenos días, a ver qué me das para el dolor de cabeza que me acabás de hacer pasar.”
oscar piensa
Auxita suspira
Auxita se acerca un poco más al mostrador, siempre seria
oscar dice: “no me digas que eras vos la que hacía vibrar el móvil… mierda, me olvidé de responderlo”
Dices: “sí te digo. Y en serio pensás hacerme esto siempre?”
oscar mira ya más serio auxita
oscar dice: “fue sin querer, no me di cuenta”
Dices: “como te dije en el mensaje, no tenés más que decirme si lo que querés es que no venga más contigo, oscar. me tenías muy preocupada, sabés?”
oscar dice: “me fui cuando dormían a los pedos sueltos”
oscar dice: “noo, pero no es eso”
Auxita suspira y asiente, intentando serenarse un poco
oscar dice: “me hace bien que vengas de hecho”
oscar dice: “solo que me olvidé de responder el móvil ”
oscar suspira, pensativo
Dices: “está bien, pero para la próxima dejá un mensajito, no te cuesta nada. Estuve así de despertarle a Melany para que viniera conmigo”
Auxita hace un gesto como indicando que estuvo a un diminuto paso de hacerlo
escuchas música cerca de aquí.
oscar dice: “podrías apagar la música de tu auto?”
Auxita mira hacia la calle y luego mira a oscar
oscar mira a auxita espectante
Dices: “nada que ver, yo no ando con la música así, creés que tuve tiempo?”
oscar dice: “bueno, serenate un poco, vos nunca me hablás así”
oscar se sienta en la computadora
oscar cierra el documento con el que trabajaba y la apaga
Dices: “es que no me podés hacer esto, me preocupa que hagas una locura, por si no lo dimensionás, el trastorno que tenés es complejo y podés ir a recaídas”
escuchas jaleos y gritos a lo lejos
Dices: “así que lo siento, pero me cuesta mantener la compostura cuando salís sin más, y encima ni respondés al teléfono. cómo querés que esté?”
oscar mira auxita y asiente
oscar dice: “estaba acá, ya está”
Auxita suspira de vuelta
oscar dice: “no pasa nada”
Dices: “bueno, al menos ya sé donde estás. querés que me quede contigo? o preferís estar solo?”
oscar dice: “pensé en venir solo porque no quería molestarte, siempre venís conmigo, creí que era productivo que te tomaras un descanso y del móvil sí, me olvidé por completo responder”
oscar dice: “vamos, que ya me recordé algunas cositas”
Dices: “está bien, igual iremos poniendo cosas en claro en la próxima sesión de terapia”
oscar suspira profundamente, toma su móvil
una brisa acaricia tu cara
Auxita mira fijamente a oscar
Dices: “a qué te referís cuando decís que recordaste algo?”
oscar dice: “a una persona que casi mato”
Auxita relaja un poco más la expresión
oscar dice: “pero bueno, vamos a casa y te comento”
Dices: “ah entiendo…bien, vamos.”
Auxita se gira bruscamente y se dirige a la salida, en tanto oscar la sigue y cierra bajo llave la puerta del establecimiento.

Nuevo relato de Romina: Sensaciones confusas

Estoy en la habitación del club, pensando un poco en lo que está pasando en mi vida últimamente. Sigo trabajando en el restaurante, todavía no como modelo como me gustaría. De todas maneras, trabajar allí me trajo algo positivo, conocer a una magnífica persona a quien de cariño llamo Arni. Lo que me tiene realmente pensativa y hasta si se quiere un poco preocupada, es lo que me está pasando; no sé si estaré confundiendo las cosas, no sé si será porque estoy muy sola en Madrid y no interactúo más que con él, no sé si será ese algo que me tiene pegada, su forma de hablar tan serena, eso de que sea tan correcto…aunque no puedo negar que pese a que está postrado en esa silla, tiene un físico cuanto menos interesante. El caso es que siento algo raro, particular. Por un lado necesito cuidarle, temo que le hagan más daño del que ya tiene, temo que lo lastimen o le pase algo muy feo, siento que no lo soportaría porque es como si eso me pasara a mí directamente. Y por otro lado…no sé como definir lo que siento, tal vez sea pura atracción física teniendo en cuenta que mi último novio lo tuve hace 2 años, puede ser algo más también…la verdad es que no lo sé explicar. Sea lo que sea que siento, al menos si es lo que sospecho, tengo más que claro que no se podría concretar; él es una persona discapacitada y no sé qué pasaría si yo me atrevo a andar con él, capaz acá en España son más
abiertos en ese sentido y no les importe verme andando con un tipo en silla de ruedas pero, qué dirían mis amigas si se llegaran a enterar tan siquiera de lo que me pasa con él? Y sobre todo, por más que hace tiempo no tengo contacto con ellos, qué dirían mis padres? ahí sí que terminarían desheredándome y capaz hasta quitándome el derecho de usar su apellido. Por eso estoy pensando en que aunque me cueste tengo que despegarme un poco más de Arni, verle menos, tratar de ir en horarios en que él no esté…porque si lo que siento llegara a ser amor…lamentablemente no va a poder ser. Es un tipo sensacional, pero realmente no creo que él sienta nada por mí, lo veo tan rígido y ensimismado en sus pensamientos, en sus traumas por la guerra pasada, que sinceramente es complicado que tenga tiempo o ganas de sentir ese tipo de cosas aunque si me dejo llevar por nuestros últimos encuentros, su forma de mirarme, algunos gestos que vi que hacía…en fin, voy a lo mismo, no puedo joder con eso y menos aún si él no me lo dice de forma directa, especular no sirve de nada. Y en mi caso, como reitero, me costaría mucho explicar a mi entorno la atracción por un muchacho así, habiendo tantos otros en el mundo con quienes puedo vivir la vida loca como me gusta, ir a fiestas, joder y pasarla bien, además de muchas otras cosas. Arni es un ser especial, alguien que merece protección, cariño y respeto y es lo que quiero darle, pero sin alimentar ilusiones que probablemente sean falsas. Voy a seguir buscando llegar a mi meta, e incluso, ya que no pienso volver a Argentina porque solo me esperan unos padres egoístas, tipos calentones que solo quieren llevarme a la cama y chicas que no son más que unas arpías envidiosas, prefiero quedarme a vivir acá de una vez, comprarme una casa y un auto, mientras continúo persiguiendo mi sueño dorado.

Nueva escena de rol: Más paseos y más sentimientos

punto de vista arnulfo

Romina sale de una tienda de ropas del centro comercial, tiene una bolsa en la mano
oyes una discusión a lo lejos
Romina camina tranquilamente, mirando más tiendas.
arnulfo se desplaza por el centro comercial, lleva algunas bolsas
Romina ve a arnulfo desplazarse, se sorprende y se le acerca
Romina dice: “hola, arni! qué hacés por acá?”
arnulfo saca una lista y observa que todas las cosas están tachadas
Romina lo mira leer concentrado.
Dices: “hola, romi; pues ya ves, vine a comprar algunas cosas que hacían falta”
Romina dice: “sí, eso estoy viendo…no pensás ir andando con todas esas bolsas a cuestas, cierto?”
arnulfo guarda la lista al ver que todo está tachado
Dices: “si supieras que iba al bosque del recuerdo…”
Romina dice: “ahora? con todo esto?”
arnulfo asiente
Romina dice: “ah…no necesitás que te ayude? No deberías dejar primero esto en tu casa y luego ir? no sé, parece mucho para pasear con todo y bolsas…pero depende de vos nomás”
arnulfo piensa por un momento
Romina se le acerca un poquito más y se sitúa en uno de los laterales de la silla
Dices: “los dejo y luego voy”
Romina dice: “mejor así, si querés te acompaño, ya iba de salida”
Dices: “claro. tú también estabas de compras por lo que veo”
Romina asiente, moviendo su bolsa de un lado al otro
Sonríes.
Romina dice: “me compré un vestido…es que me encanta usarlos”
arnulfo sonríe pícaro, luego se muerde el labio
Romina se sitúa tras la silla y comienza a empujarla suavemente hasta el acceso principal
Romina se marcha.
Comunidad de Madrid; Calle de Alcalá.
Ves Rinault Migane aquí.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: oeste y sur
La temperatura es agradable y el cielo se ha despejado.
Dana sale del centro comercial.
Dana se marcha hacia el oeste.
Romina dice: “y se puede saber…qué vas a hacer en el bosque del recuerdo? me dijiste la vez pasada que ese lugar da tristeza.”
Romina sigue caminando mientras le habla a arnulfo
escuchas jaleos y gritos a lo lejos
Dices: “como te dije, me identifico con el lugar y me gusta ir después de trabajar”
Dices: “a algunos les da tristeza, pero para mí immplica otra cosa”
Romina sigue caminando hasta el siguiente tramo
Romina se marcha hacia el oeste.
Atraviesas la plaza de Manuel Becerra.
Comunidad de Madrid; Calle de alcalá.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: oeste y este
Romina dice: “aah entiendo…eso está muy bien.”
arnulfo sonríe de oreja a oreja
Atraviesas la plaza de Goya.
Comunidad de Madrid; Calle de Alcalá.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: oeste y este
Romina se lo lleva con cuidado, sin notar sus gestos porque está detrás de él
arnulfo se tapa la cara y estornuda
Romina sigue hasta el próximo tramo en silencio.
Romina se marcha hacia el oeste.
Comunidad de Madrid; Puente de ventas.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: oeste y este
Romina se pone un poco de costado y lo mira
escuchas jaleos y gritos a lo lejos
Romina dice: “te vas a resfriar?”
Romina le acaricia levemente la cara
arnulfo parece no prestar atención al jaleo que se escucha
Dices: “un estornudo de esos que llegan de vez en cuando, pero no pasa de ahí”
Romina sonríe y asiente, luego retoma la marcha
Romina se marcha hacia el oeste.
Comunidad de Madrid; Calle de Alcalá.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: oeste y este
oyes una discusión a lo lejos
los chicos continúan desplazándose sin muchos inconvenientes
Romina se marcha hacia el oeste.
Comunidad de Madrid; Plaza de Cibeles.
Ves Fuente de Cibeles aquí.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: oeste, norte, sur, y este
Romina se marcha hacia el oeste.
arnulfo piensa: no, arnulfo, no te iluciones
Comunidad de Madrid; Calle de alcalá.
Ves Kukuki Escudo aquí.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: oeste, este, sur, norte, peluqueria, y calle-de-odonell
Romina se fija que ya casi llegan a plaza independencia
Romina dice: “era en la misma plaza del club, verdad?”
Dices: “así es”
Romina dice: “ya. Me preocupa que tengamos que ir a plaza españa, subir…dejar tus cosas y luego bajar, es mucho para vos en un solo día, creo…pero vos decime hasta donde podés”
Dices: “si quieres vamos un rato al bosque y ya lueo vamos a plaza españa a dejar todo”
Dices: “que estamos más cerca de ahí que de plaza españa”
Romina dice: “dale…como prefieras, arni”
Romina le acaricia el pelo con una de las manos, mientras con la otra empuja la silla llegando a plaza independencia.
Romina se marcha hacia el oeste.
Comunidad de Madrid; Plaza de la Independencia.
Ves un todoterreno reacondicionado, Furd Fufa, Nisan Rashqai, y Rinault Migane aquí.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: norte, oeste, este, sur, sureste, y club
Romina se pone nuevamente en el lateral para mirar a arnulfo de costado
Romina dice: “por donde vamos ahora?”
Dices: “por el sureste está la entrada al parque, debemos pasar por ahí para ir al bosque”
Romina dice: “genial”
Romina piensa un poco y se dirige hacia allí
Romina se marcha hacia el sureste.
Comunidad de Madrid; Parque del Retiro.
Ves Monumento a alfonso XII aquí.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: oeste, palacio-de-cristal, estanque, noroeste, norte, palacio-de-velazquez, y bosque
Dices: “algo de naturaleza en medio de tanto bullicio”
Romina mira todo su alrededor y asiente
Romina dice: “es divino! tenés un gusto tan particular por la naturaleza…es realmente genial”
Romina mira hacia todos lados y observa el lugar más boscoso que se puede ver desde su posición
Dices: “resulta relajante entre tanto ruido de la ciudad”
Romina dice: “sí, totalmente. decime, es aquel lugar?”
Romina señala la entrada al bosque del recuerdo
arnulfo mira la señal de la chica y asiente
Romina asiente, se recoloca tras la silla y se dirige allí
Romina se marcha.
Comunidad de Madrid; Bosque del recuerdo.
Te encuentras con Romina.
Salidas visibles: parque
Romina mira todo y su rostro expresa tristeza
Romina dice: “Dios mío, esto es…”
Suspiras profundamente.
Romina se le acerca y se agacha para hablarle despacio
Romina murmura: “acá se llevó a cabo la guerra? esto está reventado, Arni…”
Dices: “en efecto. algunos quedamos como este lugar después del conflicto”
Niegas con la cabeza.
Dices: “la guerra se llevó a cabo en todo madrid. cuando terminó reconstruyeron la mayoría, pero ésto lo dejaron así”
Romina suspira reiteradas veces con un nudo en la garganta.
oyes un claxon cerca de aquí
Dices: “por éso es que te digo que me identifico con el lugar”
Romina dice: “creo que puedo darle sentido a eso ahora…pero, no te sentís mal al mirar esto?”
Murmuras: “al día siguiente de que todo terminó, la gente reía y hacían como que nada pasó”
Romina murmura: “ah…eso es raro, pero supongo que estaban contentos por el fin de esa fea guerra…”
Dices: “no. al verlo aprendí que a pesar de toda la destrucción aún puede quedar algo de vida”
Romina mira los árboles que siguen en pie y asiente, de acuerdo.
Dices: “supongo, pero algunas personas quedamos igual o más destruídas que el bosque”
Romina se friega los ojos con una mano
Dices: “y no entendíamos cómo es que hacían los demás para… para olvidar”
Romina dice: “bueno, imagino que cada uno tiene formas y formas de olvidar”
Murmuras: “es que ya ni siquiera al día siguiente, sino a las pocas horas ya se escuchaba música y ya nadie hablaba del tema”
Romina murmura: “pero vos hablás de mucha gente afectada, más destruida que este lugar. Dónde está toda esa gente ahora?”
Murmuras: “haciendo su vida como es posible”
Romina murmura: “ya…”
Romina se sienta en cuclillas frente al chico y lo mira fijo a los ojos
arnulfo juega con el cabello de la chica
alguien se ríe cerca de aquí
Romina se inclina levemente y se acerca más al ver que Arnulfo establece contacto con ella.
Romina murmura: “y vos…vos no pensás hacer tu vida?”
Dices: “es lo que hago”
Romina lo mira y pestañea un poco, sus ojos hablan lo que la boca no dice
arnulfo se entretiene jugando con el cabello de la chica
romina se atreve a tomar una a una las bolsas y dejarlas en el suelo cerca de ellos, para luego acercarse todavía más
Romina murmura: “Arni…por qué hacés esto…yo…”
Murmuras: “por el castigo del otro día”
Romina sonríe de forma pícara
Romina murmura: “o sea que me estás cobrando el castigo, eh?”
arnulfo corresponde con una sonrisa pícara y le guiña el ojjo
Murmuras: “digamos…”
arnulfo piensa: y a ver si me gano otro castigo como el del otro día… contrólate!
Romina se cansa de sentarse en cuclillas y se recoloca sentándose en el suelo y posando la cabeza sobre uno de los muslos de arnulfo, de manera a que pueda seguir jugando con su pelo.
Romina murmura: “me encanta como me la estás cobrando, sabés?”
Murmuras: “de la misma forma que me encantó el castigo”
Romina levanta la cabeza y lo mira de frente
oyes el murmuyo de la gente de la ciudad.
Romina murmura: “pero había entendido que te avergonzaste, no sé si del beso o de mí”
Murmuras: “cómo crees que de ti?”
Romina sonríe
Murmuras: “la vergüenza fue porque como te dije, nadie me había besado”
Romina murmura: “me cuesta creer eso, si sos tan…especial…pero bueno, por algo lo dirás”
Murmuras: “qué puedo tener de especial?”
Romina duda por un momento y piensa
Murmuras: “compartía el departamento con una chica, pero no llegamos a nada”
Murmuras: “luego tuve qué irme por mi bien”
Romina murmura: “por qué? la chica te hacía daño? o qué”
Niegas con la cabeza.
Murmuras: “a ella le gustaba mucho el juego, a tal grado de pasar días enteros en los casinos”
Murmuras: “un día durante un descanso, llegué al departamento y encontré nuestras cosas en la calle”
Romina murmura: “uy, en serio? las vendió todas para su juego? qué loca…”
Murmuras: “apostó el dinero de la renta y nos sacaron a la calle”
Murmuras: “supe por el casero que ya debía varios mesess”
Romina murmura: “aah…habrá sido difícil terminar la relación, no?”
Murmuras: “sí”
Romina murmura: “y puedo preguntarte algo…capaz sea medio atrevida pero es que yo no tengo problema en hablar de estos temas, siempre fui muy abierta”
Murmuras: “pero no era sano continuar”
Murmuras: “a ver”
Romina asiente
Romina murmura: “y…estarías de vuelta con alguna chica? o tenés miedo de fracasar otra vez…te animarías a volver a tener una relación?”
Murmuras: “claro que sí. que fracases una vez no quiere decir que no debas volver a intentarlo”
escuchas música cerca de aquí.
Romina murmura: “ah, qué linda forma tenés de pensar, Arni…como todo lo lindo de tu persona…sos realmente maravilloso, aunque no lo quieras creer”
Romina suspira y lo mira por un largo rato
Murmuras: “en realidad lo de esa chica fue más por desesperación que por amor”
Romina murmura: “cómo? no entiendo…no la amabas?”
Romina murmura: “o ella no te amaba a vos”
el viento golpea tu cara.
Murmuras: “creía que sí, pero ahora que analizo las cosas me di cuenta de que en realidad estaba desesperado por salirme de mi casa y tomé la primera oportunidad que salió”
Romina se pone nuevamente en un costado de la silla de arnulfo, pone la cabeza como puede en su pecho esta vez
Romina murmura: “seguí cobrándome, por favor…”
Romina lo mira, para ver su reacción y le sonríe, mirándolo suplicante
arnulfo acaricia la cara de romina y le hace cosquillas con su propio cabello
Romina sonríe enormemente.
oyes sirenas a lo lejos
Romina murmura: “Arni, no quiero confundirme…no quiero pensar que…”
Romina suspira largamente y se le pega un poco más
Romina piensa: Arni hermoso…si confirmo lo que sospecho…sería tan feliz, pero no me lo vas a decir, ya lo sé.
arnulfo piensa: resulta más fácil un entrenamiento que decir ésto… ay, arnulfo, en serio das pena agena
alguien se ríe cerca de aquí
Romina se gira y le vuelve a dar un beso en la mejilla como otras veces.
arnulfo se deja hacer
dices: mira que te lo cobro
Romina ríe bajito
Romina dice: “ah sí? quiero ver como me cobrás, te desafío”
Murmuras: “en qué no quieres confundirte, si se puede saber”
murmuras: acepto el desafío
Romina lo mira
arnulfo le planta un beso en la mejilla
Romina murmura: “no quiero creer cosas que a lo mejor no son como parecen, es solo eso. Yo sé que pasaste por mucho en esta vida, y no sería justo que…que te decepciones”
Romina se estremece al recibir el beso
murmuras: “a que no lo esperabas”
Romina suspira y niega, atónita y gratamente sorprendida.
Romina se acerca mucho a su oído
Murmuras: “cosas que no son lo que parecen ¿cómo qué?”
Romina susurra: si besás así en la cara, no quiero imaginar lo que sería…
oyes sonidos de obra y maquinaria de construcción
Romina se aparta al escuchar su pregunta y duda un poco si seguir o no
Romina murmura: “no sé, este jueguito, esto que hacemos ahora…no sé como tomarlo, y no quiero hacer algo que te lastime…no sé si me explico”
Romina murmura: “no sé tus sentimientos, tus pensamientos…no sé como te estés tomando vos esto…en fin, son muchas cosas que no me quedan claras, príncipe.”
oyes risas a lo lejos
Murmuras: “como te podrás dar cuenta, me es difícil expresarme”
observas como la gente va y viene.
Romina suspira y asiente
Murmuras: “no sé por qué contigo hago ésto de forma natural”
Romina murmura: “no te pido que me digas nada que no quieras, solo quiero saber si esto que hacemos te daña, te afecta de alguna manera…”
Murmuras: “al contrario, me agrada. no sé… no sé cómo explicarlo, pero es algo que disfruto”
Romina murmura: “me pasa igual, y se siente tan bien…no sé…pero ya te digo, no quiero dañarte, desde que te conocí siempre pensé en que lo que tengo que hacer es cuidarte.”
Romina sonríe y se levanta, no sin antes acariciar la cara de arnulfo con suavidad.
Romina mira las bolsas de reojo
Murmuras: “cuidarme. no sé qué imagen tengas sobre las personas con discapacidad, pero al menos yo no estoy acostumbrado a que me protejan, quizá entiendas el porqué”
Romina lo vuelve a mirar
Romina murmura: “sí, creo que sí, más bien estás acostumbrado a cuidar vos de los demás. es así?”
Murmuras: “algo así”
Romina murmura: “para mí los discapacitados son personas sensibles, frágiles…que en cualquier momento pueden ser dañados. No sé por qué, pero los veo como indefensos por la limitación que tienen…mirá si nos viene ahora alguien acá por ejemplo…cómo podríamos uír? yo te llevaría corriendo pero me da la impresión de que no podríamos ir tan rápido, qué se yo…”
escuchas jaleos y gritos a lo lejos
Romina murmura: “o un ciego solo por la calle, si lo quieren asaltar, le robarían fácilmente porque no tendría tiempo de ver a quien se le acerca para correr o defenderse…”
Murmuras: “en efecto. la discapacidad nos da cierta desventaja; ahora que pones ejemplos, yo no podría moverme tan fácilmente porque si bien antes podía esconderme fácilmente, ahora hay lugares en los que no podría estar porque no llego con la silla”
Murmuras: “un sordo corre el riesgo de ser atropellado por no escuchar el claxon del carro que se acerca”
Romina asiente
Romina murmura: “ves por qué te digo que no pueden estar tan expuestos en las calles, donde la gente no perdona nada?”
Murmuras: “antes del accidente solía cuidar a un becino al que su propio hermano le daba unas palizas que no veas”
Murmuras: “si a esas vamos, todos; absolutamente todos estamos expuestos incluso en casa”
Romina murmura: “ay por dios! y él también es discapacitado? qué feo que tu propio hermano te pegue…”
Romina asiente
Murmuras: “imagina que estás en la habitación del club en el que te hospedas; de pronto uno o varios tipos entran. estarías igual de expuesta que yo”
observas como la gente va y viene.
Romina se estremece de solo pensar en algo así
Murmuras: “él perdió un ojo, pero aunque tuviera los dos, físicamente es más bajo y delgado que su hermano, ventaja que él aprovecha”
Romina murmura: “aah entiendo…a los tipos golpeadores solo les queda ir presos, cómo puede hacer algo semejante?”
Murmuras: “a causa de esas palizas tuvo un coágulo en el cerebro que lo hacía olvidar cosas”
Romina murmura: “qué bárbaro…suena horrible eso que me contás”
Romina vuelve a mirar las bolsas
Murmuras: “estuvo preso, pero salió cuando terminó la guerra y la base fue desmantelada”
Romina dice: “Arni, no tenés cosas que se te descompongan en esas bolsas? no sería mejor que nos vayamos?”
Murmuras: “lo sigo cuidando, aunque ya no puedo protejerlo como antes”
Romina lo vuelve a mirar
Romina murmura: “entiendo…”
observas como la gente va y viene.
Murmuras: “yo recibí la denuncia que hizo el becino del que te hablo. no fui yo quien lo detuvo, pero supe que salió cuando desmantelaron ala base”
una brisa acaricia tu cara
Romina asiente y suspira
murmuras: nada que se descomponga, pero ya es de noche
Romina murmura: “si, tenés razón. a ver, que te recoloco las bolsas y te ayudo con algunas”
Romina le pone las bolsas en el regazo pero no todas, lleva la suya que es pequeña más una de las bolsas de arnulfo en la mano
Romina se sitúa tras la silla y se dispone a salir del lugar con arnulfo
no sé qué me pasa con romina. disfruto su compañía, me gusta estar con ella y hasta siento que estoy en otro mundo. no sé, pero no quiero confundirme; ella me ve como alguien que debe ser protejido, aunque los juegos entre nosotros me hacen ver otra cosa. veremos a dónde llega

Nueva escena de rol: A distraernos en el bar

Punto de vista: Arnulfo

Diego vende una hamburguesa.
Diego entra a paso ligero al restaurante y saluda con cierta coquetería a la camarera.
arnulfo ve entrar a diego y lo saluda con un gesto
Diego tras hablar con la camarera, suspira de fastidio, mientras se dispone a vender hamburguesas. Imposta una sonrisa. en seguida reconoce la silla de ruedas, y al chico que está en ella.
Diego lo saluda con un gesto y se acerca
Diego se para tras la silla.
Buscas un cliente.
Diego dice con acento porteño, “Buenaaaas!”
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 8 puntos de reputación]
Dices: “buenas noches”
Diego vende una hamburguesa.
Buscas un cliente.
Diego dice con acento porteño, “Cómo estás ameo?”
Diego se agacha un poco, para estar a la altura de arnulfo.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 3 puntos de reputación]
Dices: “bien y tú?”
Buscas un cliente.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 2 puntos de reputación]
Diego vende una hamburguesa.
Diego dice con acento porteño, “Toodo en orden acá… como se puede.”
Diego murmura con acento porteño, “Qué mierda de trabajo éste, te digo”
Buscas un cliente.
Dices: “de éso se trata la vida”
Diego vende una hamburguesa.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
Diego asiente resignado.
Diego dice con acento porteño, “Vos qué tál? cómo la vas llevando?”
Buscas un cliente.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 15 puntos de reputación]
Sonríes.
Dices: “como me es posible. trabajo aquí desde que cerraron cropbrand”
Diego vende una hamburguesa.
Dices: “me queda más lejos, pero es donde mejor pagan”
Buscas un cliente.
Diego dice con acento porteño, “Lo mismo yo… podés creer que no me dejan ni entrar a repartir pizzas? lo que pasa que casi nunca vengo, solo cuando nos urge tener guita por algo. Y este es uno de esos momentos”
Diego dice con acento porteño, “Igual no pagan una mierda”
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 15 puntos de reputación]
Buscas un cliente.
Dices: “hasta donde yo sé se gana mejor en las pizzas, pero entre que no me gusta mucho que digamos y que en este estado no se puede…”
Diego vende una hamburguesa.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 9 puntos de reputación]
Buscas un cliente.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
Buscas un cliente.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
Diego dice con acento porteño, “Y no, ya decía… Antes que eso te vas a repartir en la misma silla… va, qué se yo.”
Buscas un cliente.
Diego se sonroja bastante.
Diego se acomoda, apollando las manos en la silla.
Dices: “creo que llegaría más rápido que en el propio camión”
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 3 puntos de reputación]
Diego dice con acento porteño, “De una. lo intentaste alguna vez?”
arnulfo ríe
Diego vende una hamburguesa.
Dices: “ay, no, hombre, pero hay veces que llego a mi destino más rápido.. digamos que andando, que si me voy en taxi”
Diego vende una hamburguesa.
Buscas un cliente.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
Buscas un cliente.
Diego dice con acento porteño, “Ahora que lo pienso, por qué no salimos por ahí vos y yo en una de esas… de paso te presento a mi pareja, te vas a quedar encantado con ella. Mejor que perder tiempo ahí en los taxis y qué se yo.”
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
Buscas un cliente.
Diego vende una hamburguesa.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
Dices: “no sería mala idea, que ya hace falta distraerse”
Buscas un cliente.
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
Diego dice con acento porteño, “Seee, de una. Aparte me aburro acá, muchísimo.”
Buscas un cliente.
oyes risas a lo lejos
Dices: “cuando me aburro, me azomo hacia el bar que está enfrente”
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 3 puntos de reputación]
Dices: “y a falta de algo qué hacer, apuesto a ver qué borracho cae primero”
Buscas un cliente.
Diego dice con acento porteño, “Vamos a tomar algo, mejor, dale? Así charlamos más de nosotros y esa honda, mientras”
Diego sonríe.
arnulfo le devuelve la sonrisa
Vendes una hamnburguesa y recibes 1,50 euros.
[Ganas 12 puntos de reputación]
arnulfo mira su reloj y sonríe ampliamente
Diego asiente.
Diego dice con acento porteño, “See, rajemos de acá”
Dices: “justo terminé mi turno, así que podemos ir sin problema alguno”
Diego dice con acento porteño, “vamo nomá.”
Diego se levanta despacio, se coloca tras la silla.
arnulfo desbloquea las ruedas
Diego dice con acento porteño, “Che, cómo te movés? necesitás que te ayude con algo?”
Diego dice con acento porteño, “Te llevo yo?”
Dices: “sí, por favor”
Diego dice con acento porteño, “a ver.”
Dices: “ya he desbloqueado las ruedas, así que sólo debes empujar la silla”
Diego se coloca tras la silla y lleva, siempre con mucho cuidado, la misma hacia la salida del restaurante.
Diego dice con acento porteño, “Permiso chicos”
Diego le hace señas a alguna gente que se corre de inmediato.
Diego dice con acento porteño, “Estás bien ahí?”
Dices: “sí”
Diego asiente satisfecho, empuja suavemente la silla hasta que ambos salen.
Diego se marcha.
Comunidad de Madrid; Sala Cabaret
Te encuentras con Diego.
Salidas visibles: fuera, bar, y restaurante
algunas personas miran a arnulfo como si fuera de otro planeta
Escuchas una canción de Rock.
Diego piensa, “Son unos tarados, mirá cómo lo miran.”
Diego sin prestar atención a la música que suena ahí, se encamina hacia el bar.
Diego entra en el bar.
Comunidad de Madrid; bar
Ves un barman aquí.
Te encuentras con Diego.
Salidas visibles: fuera
ALgunas personas se corren de su sitio cuando se acercan con la silla de ruedas.
El barman prepara un café especial.
Diego dice con acento porteño, “Permiso, muchas gracias.”
Diego encuentra una mesa vacía, cerca de una ventana.
El barman gestiona las consumiciones.
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
Diego deja la silla de ruedas, recoge una silla que está al lado y se sienta en frente de arnulfo.
El barman gestiona las consumiciones.
Diego dice con acento porteño, “Estás bien ahí?”
Dices: “sí”
Diego dice con acento porteño, “Perfecto, yo porque pocas veces llevé a alguien en silla de ruedas.”
Dices: “a ver si al barman no se le ocurre lanzar botellas como sabe hacerlo”
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
Dices: “pues pareces todo un profesional”
Sonríes.
Diego dice con acento porteño, “Che, ese flaco me recuerda a un pibe”
Diego le devuelve la sonrisa
Diego dice con acento porteño, “Era tan esquelético que daba cosa”
Diego dice con acento porteño, “Pero hacía unos malavares que… bueno”
El barman gestiona las consumiciones.
Suspiras profundamente.
Dices: “conozco a ese chico que dices”
Un cliente Abona una consumición.
Diego dice con acento porteño, “Posta?”
Asientes afirmativamente.
Dices: “es mi becino”
Diego dice con acento porteño, “Yo no sé, lo habré visto en Cropbrand en su momento”
Diego dice con acento porteño, “Ah, mirá!”
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
Diego dice con acento porteño, “Bueno, lo veo al Barman y me acordé de éste ameo”
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
Dices: “y lo he visto hacer unas piruetas que me hace pensar que se partirá la cabeza”
Diego no puede evitarlo y ríe.
Diego dice con acento porteño, “Y después el payaso soy yo”
Un cliente Abona una consumición.
El barman prepara un café especial.
El barman prepara un café especial.
oyes sirenas cerca de aquí.
Como el barman está muy ocupado saltando de aquí para allá, un chico se acerca en su lugar a la mesa de Diego y Arnulfo.
Dices: “no sé… últimamente no la ha pasado nada bien, pero sigue haciendo sus acrobacias”
Diego dice con acento porteño, “Ah, lo debes conocer más que yo…”
Un chico dice, “Buenas, qué vais a pedir?”
Diego gira sus ojos.
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
Diego dice con acento porteño, “AH, eso”
El barman lanza botellas y las recoge.
Dices: “buenas noches. voy a pedir un coctel como el que acaba de preparar el barman y unas croquetas”
Un chico dice, “Perfecto. A usted, caballero?”
Diego dice con acento porteño, “Lo mismo que a él.”
Un chico dice, “Seguro?”
Un cliente Abona una consumición.
Diego dice con acento porteño, “Traeme también langostas o algo de eso”
oyes sirenas a lo lejos
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
Un chico dice, “Justo no tenemos eso… le gusta el pulpo?”
CyberLife te desea que no te caigas.
Diego dice con acento porteño, “AH, dale. Tiene alguna salsa o algo?”
Un chico asiente.
Un chico dice, “Sí, ahora le traigo y usted prueba, sé que le va a gustar.
Diego dice con acento porteño, “Joya”
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
Diego asiente, toma nota de los pedidos y se toma el piojo (se marcha)
El barman prepara un café especial.
Diego suspira.
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
Diego dice con acento porteño, “Así que bueno…”
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
Dices: “conozco al chico que dices debido a unas sircunstancias… no muy buenas”
escuchas jaleos y gritos a lo lejos
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
Diego dice con acento porteño, “cómo se llama el flaco? le pasó algo o por qué circustancias no muy buenas.”
Diego dice con acento porteño, “Claro, si me podés contar, si no no.”
Suspiras profundamente.
Un cliente Abona una consumición.
Dices: “se llama dámaso”
El barman prepara un café especial.
Un par de borrachos miran con desdén a Diego y con Morbo a Arnulfo, haciendo gestos burlones.
El barman sirve bebidas.
Diego dice con acento porteño, “Ah bue, no conocía ese nombre…”
Dices: “y lo conocí porque en más de una ocasión tuve qué separarlo de su hermano”
Un cliente Abona una consumición.
Diego hace gesto de no entender, para que Arnulfo siga, mientras dirige una mirada aún más desdeniosa a los borrachos.
arnulfo nota la mirada de los borrachos y hace como que no los ve
Un cliente Abona una consumición.
Uno de los borrachos grita entre el gentío, “Negro maricóooon!”
Diego no dice nada, atiende a lo que cuenta Arnulfo.
Un cliente Abona una consumición.
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
arnulfo piensa: ay, no; pero qué esperabas? bien sabes que en un lugar como este no faltan los desatinados
El otro borracho grita, “Gay reprimido!”
Diego dice con acento porteño, “Y qué pasó?”
El barman sirve bebidas.
Se escuchan ásperas risas provenientes de otra mesa.
El barman lanza botellas y las recoge.
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
Dices: “pues como te dije, su hermano le daba unas palizas que no veas; quién sabe qué le hubiera pasado de no ser porque se lo quité de encima”
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
Diego dice con acento porteño, “AH buenoooo, su propio hermano le pegaba! ah pará pará pará… yo vi videos”
Un cliente Abona una consumición.
Diego dice con acento porteño, “que mepa que ya no están, viene de ahí?”
Dices: “qué videos”
Un cliente Abona una consumición.
arnulfo se sorprende
Diego dice con acento porteño, “Me refiero a este ameo y otro que no estaba así de flaco, pero hacía quilombo en preciados en la época de la guerra.”
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
Diego dice con acento porteño, “Que mepa que ya no está nada de eso en la global net, son ellos 2?”
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
Dices: “llegué a madrid tres días antes de que terminara la guerra y para cuando estuve en condiciones de ver videos y todo éso ya no había otra cosa que carreras de piraguas”
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
Un cliente Abona una consumición.
Diego dice con acento porteño, “Ah la mierrrr…”
Dices: “pero lo más seguro es que alguno era él”
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
Diego dice con acento porteño, “Bueno, or ahí nada que ver pero creo recordar de eso porque hay amigos en común”
Diego dice con acento porteño, “Conociste a un mexicano que se llama Mark, por ejemplo.”
Dices: “lo que pude ver es que su hermano salió en el periódico. creo que lo llamaban el ladrón de preciados o algo así”
Diego dice con acento porteño, “Entonces sí, era el mesmo”
Dices: “mark! a él sí que lo conozco”
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
arnulfo esboza una sonrisa
Diego dice con acento porteño, “Ah… bueno”
Dices: “vive una planta mas arriba que yo”
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
Diego dice con acento porteño, “Ahora que me acuerdo sí, los vi cagándose a trompadas una única vez, personalmente”
Diego dice con acento porteño, “y Mark estaba ahí conmigo”
El barman prepara un café especial.
El barman sirve bebidas.
El barman (ahora sí él) llega con el pedido de ambos. Deposita todo en la mesa al tiempo que sonríe, antes de disparar a atender a otros clientes.
oyes el murmuyo de la gente de la ciudad.
Diego dice con acento porteño, “Gracias, ameo.”
Dices: “supongo que alguien los separó o permitieron que lo golpeara”
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
arnulfo agradece al barman
El barman sirve bebidas.
Diego dice con acento porteño, “Alta cagada… Che, volviemdo a vos, no te pregunté nada hasta ahora de tu situación, en parte porque no quiero joderte, en parte porque ya estoy al tanto porque quien te daría terapia o te daba terapia es una amiga y bueno”
Diego dice con acento porteño, “Espero que no te joda”
Diego dice con acento porteño, “Al revés”
alguien se ríe cerca de aquí
El barman gestiona las consumiciones.
Diego prueba el cóptel, despacio.
Dices: “bueno la terapia la tomaba por un evento traumático que me había pasado mucho antes del accidente”
El barman sirve bebidas.
arnulfo bebe el coctel a pequeños sorbos
Dices: “pero no sé si recuerdes a la chica que estaba con auxi y abigail”
El barman lanza botellas y las recoge.
Diego dice con acento porteño, “qué chica?”
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
Diego dice con acento porteño, “Ah de la ´nica otra vez que coincidimos? con quien estuvimos…”
El barman sirve bebidas.
Dices: “sí, esa vez”
Diego dice con acento porteño, “No sé, ya no me acuerdo”
El barman prepara un café especial.
Dices: “la chica que te digo se llama camila; me vio y parecía como si hubiera visto un fantasma o qué sé yo qué”
Diego dice con acento porteño, “Estoy cada vez peor”
Diego ríe con ganas mientras prueba una croqueta
Un cliente Abona una consumición.
Diego dice con acento porteño, “Ah, la camila… ya sé quien es”
arnulfo come con cuidado
Diego vuelve a beber, ahora menos despacio. Poco a poco va aflojándose.
El barman gestiona las consumiciones.
Dices: “pues su reacción se debió a que su hermano tuvo qué ver con mi situación”
El barman gestiona las consumiciones.
Diego dice con acento porteño, “Sí, algo supe, de que te atropelló sin querer estando borracho… me superó”
arnulfo mira beber a diego y dice: despacio, que nadie te lo va a qutar
Diego dice con acento porteño, “Digo porque yo también tuve una época de borrachera.”
Diego asiente a lo que dice arnulfo y snríe.
Suspiras profundamente.
Dices: “estaba lo que le seguía de borracho”
El barman gestiona las consumiciones.
Diego asiente comprensivo.
Dices: “imagina que creía que todavía estaba en el bar, siendo que se encontraba en plaza españa”
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
Diego dice con acento porteño, “a ver. Yo ya pasé por lo mismo, sí, pero siempre tuve la prudencia de no manejar borracho jamás.”
El barman lanza botellas y las recoge.
Diego dice con acento porteño, “Mi vida fue una completa mierda, te digo.”
arnulfo continúa bebiendo despacio, se nota que lo disfruta
Un cliente Abona una consumición.
Diego continúa comiendo la croqueta, suavemente, intentando no ensuciar nada.
Un cliente Abona una consumición.
Diego dice con acento porteño, “Pero contame algo, cómo estás con todo? Porque por lo que veo te digo que te veo re fuerte, incluso mucho más fuerte que yo mismo que no terminé en silla de ruedas, sí llegué a Madrid hecho mierda emocional y mentalmente, y para colmo no estoy en mi mejor momento.”
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
El barman prepara un café especial.
El barman combina bebidas y elabora un cóctel.
Dices: “estando en madrid tuve una época en la que estuve hecho pomada emocionalmente, fue por éso que tuve qué tomar terapia”
Diego asiente
El barman gestiona las consumiciones.
Dices: “y fue de ahí de donde tomé fuerzas para poder llevar ésto lo mejor posible”
Diego dice con acento porteño, “Ah, te sirvió! eso es re piola”
El barman sirve bebidas.
El barman sirve bebidas.
Dices: “no te niego que al principio me pellizcaba para ver si despertaba, porque creía que era un sueño”
arnulfo come sus croquetas evitando ensuciarse
El barman prepara un café especial.
Diego dice con acento porteño, “Me lo imagino, tener que despertarse un día de esos con una discapacidad que enfrentar… la cagada… pero bueno, lo genial es que hayas tenido la fuerza interior”
Diego dice con acento porteño, “Yo hice de todo. Estuve en un centro de rehabilitación, me forzaron a ir a psicólogos y psiquiatras, incluso me metieron preso acá… pero no me siento tan cambiado, sinó porque conocí a la persona que me llevó por el camino de la luz y ahora veo la vida de otro color, aunque no sé, sigo extrañando mi país y algo no me deja irme de acá…”
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
El barman gestiona las consumiciones.
El barman trata a los clientes de forma esquisita.
El barman realiza un espectáculo encima de la barra.
El barman gestiona las consumiciones.

Nueva escena de rol: Vendrás?

Punto de vista: Orson

una habitación alquilada por Orson.
Salidas visibles: nada
Orson despierta tarde por la noche.
Carter duerme profundamente recostado sobre el lado izquierdo de su cama

Orson toma aire largamente y extiende la mano hacia donde intuye que está su mesita de luz con los ojos entreaviertos
Orson tantea la mesita y busca en su superficie
Orson encuentra el móvil y se incorpora levemente para cogerlo
Orson lo toma y desbloquea, aún sin hacerse sentir de su hermano
Orson comprueba sorprendido que tiene una nueva notificación y de inmediato la abre
Orson espera a que cargue el vídeo que contiene
El vídeo comienza con Alanis en primer plano en una habitación.

Alanis dice con acento estadounidense, “Hola chicos.”

Alanis dice con acento estadounidense, “Tengo un par de buenas noticias que contarles”

Alanis dice con acento estadounidense, “no es mucho, pero creo que les va a gustar.”

Alanis dice con acento estadounidense, “Papá y mamá me han premiado por mi buen desenvolvimiento escolar, he aprendido bastante bien el idioma y nuestro cole es bilingüe”

Alanis dice con acento estadounidense, “podré ir a verlos. A que es genial”

Alanis sonríe.

Murmuras con acento estadounidense, “vendrás?”
Orson sigue viendo el vídeo
Alanis dice con acento estadounidense, “Imagino tu cara, Lebi.”

Alanis dice con acento estadounidense, “pero sí, iré. No sé cuándo pero papá me lo ha prometido y los Christophersen siempre cumplen sus promesas, lo recuerdas?”

Orson sonríe recordando el viejo lema que le enseñó cuando pequeña
Alanis dice con acento estadounidense, “la segunda noticia es que me podré quedar un buen tiempo”

Alanis dice con acento estadounidense, “papá y mamá no vendrán conmigo, pero tiempo habrá para que me enseñen todo, la casa, todo eso. Confío en que ya deben de tener casa, no?”

Alanis dice con acento estadounidense, “bueno, era broma”

Alanis dice con acento estadounidense, “bueno, “bueno chicos, espero verlos pronto”

La pantalla se apaga cuando el vídeo finaliza

Murmuras con acento estadounidense, “joder, la casa”
Carter se despereza y sus ojos se topan de frente con la luz que emite el teléfono de Orson

Carter se restriega los ojos y mira a su hermano.

Carter dice con acento estadounidense, “son casi las 12 de la noche, lebi”

Dices con acento estadounidense, “lo sé, es que no podía dormir”
Carter dice con acento estadounidense, “qué ha sido esta vez?”

Dices con acento estadounidense, “un vídeo de madison”
Carter dice con acento estadounidense, “qué quiere?”

Dices con acento estadounidense, “nada, vendrá a vernos”
Dices con acento estadounidense, “papá y mamá se lo han regalado, el pasaje quiero decir”
Carter se incorpora sorprendido

Carter dice con acento estadounidense, “En… en serio?”

Dices con acento estadounidense, “sí, en serio”
Carter dice con acento estadounidense, “Cuándo?”

Dices con acento estadounidense, “no lo sabe, ni papá lo sabe”
Dices con acento estadounidense, “cuando termine el curso, supongo”
Carter dice con acento estadounidense, “y dónde la meteremos? Aquí con esfuerzo cabemos tú y yo, lebi

Dices con acento estadounidense, “sí, en eso estaba pensando”
Dices con acento estadounidense, “te parece bien en el coche?”
Carter ríe con ganas

Orson le imita
Carter dice con acento estadounidense, “qué malo eres”

Dices con acento estadounidense, “era broma”
Carter dice con acento estadounidense, “no, pero en serio”

Carter dice con acento estadounidense, “dónde la meteremos?”

Dices con acento estadounidense, “no lo sé, deberíamos salir, no?”
Dices con acento estadounidense, “fuera de madrid quiero decir”
Dices con acento estadounidense, “o ver dónde compramos casa aquí, no lo sé”
Carter dice con acento estadounidense, “bueno, esperemos que nos deje tiempo”

Carter dice con acento estadounidense, “sabes cómo es alanis”

Carter dice con acento estadounidense, “siempre avisa a”

Dices con acento estadounidense, “última hora.”
Ambos lo han dicho al unísono.

Carter dice con acento estadounidense, “pensé que ya habías olvidado los viejos dichos”

Dices con acento estadounidense, “no, me los inculcaron con fuego 4 años más que tú”
Dices con acento estadounidense, “no podría olvidarlos aunque quisiera”
Carter dice con acento estadounidense, “ya”

Carter dice con acento estadounidense, “dime una cosa”

Dices con acento estadounidense, “dime una cosa.”
Ambos ríen al ver que han repetido el unísono.

Carter dice con acento estadounidense, “a ver, tú eres el mayor”

Dices con acento estadounidense, “vale”
Dices con acento estadounidense, “cómo te va con el idioma?”
Carter dice con acento estadounidense, “hay algunas cosas que no domino del todo, las conjugaciones por ejemplo”

Dices con acento estadounidense, “bueno, tienen terminaciones concretas”
Dices con acento estadounidense, “y a veces varían si”
Carter dice con acento estadounidense, “yo pensé que era más fácil”

Dices con acento estadounidense, “ánimo, no te vas a rendir ahora que alanis ya sabe hablar español, no?”
Carter dice con acento estadounidense, “ya aprendió?”

Dices con acento estadounidense, “sí, por obligación supongo”
Dices con acento estadounidense, “sabes cómo son mamá y papá”
Carter asiente

Carter dice con acento estadounidense, “pero me sigue sorprendiendo”

Carter dice con acento estadounidense, “me ha superado”

Dices con acento estadounidense, “por eso, ánimo”
Dices con acento estadounidense, “y qué querías preguntarme tú?”
Carter dice con acento estadounidense, “ah, que cómo te fue con la entrevista de trabajo.”

Dices con acento estadounidense, “ah, eso”
Dices con acento estadounidense, “pues no lo sé, en principio quedó algo sorprendido como te dije, pero no recibí más llamadas”
Carter dice con acento estadounidense, “entiendo”

Dices con acento estadounidense, “hay que esperar, cart, en la espera está el éxito””
Carter dice con acento estadounidense, “sí”

Carter dice con acento estadounidense, “sigues interesado?”

Dices con acento estadounidense, “en la tienda?”
Carter asiente

Dices con acento estadounidense, “claro que sí, pero tampoco es ético pasar por encima de los demás”
Carter dice con acento estadounidense, “pues a esperar”

Dices con acento estadounidense, “sí”
Dices con acento estadounidense, “y tú, sigues interesado en poner esa librería?”
Carter dice con acento estadounidense, “en realidad sí, aunque no lo sé, no he conseguido sitio para titularme y eso que lo he buscado”

Carter dice con acento estadounidense, “y también está lo del idioma”

Dices con acento estadounidense, “pero eso se puede aprender”
Dices con acento estadounidense, “deberemos centrarnos en dónde poder titularte, cart”
Carter dice con acento estadounidense, “y en dónde meter a madison”

Dices con acento estadounidense, “ya, y en eso también”
Carter dice con acento estadounidense, “me dedicaré a aprender más el idioma, no puedo creer que madison ya lo domine”

Dices con acento estadounidense, “ya ves”
Dices con acento estadounidense, “tampoco es que creo que lo haya aprendido completamente”
Dices con acento estadounidense, “se defiende, puede”
Carter dice con acento estadounidense, “pues mayores posibilidades de superarla”

Dices con acento estadounidense, “si si, tú compite contra una niña de 15 años.”
Carter bosteza.

Carter dice con acento estadounidense, “bueno, dormiremos, no?”

Dices con acento estadounidense, “si quieres tú sí, yo no tengo sueño de plano”
Carter dice con acento estadounidense, “vale”

Carter dice con acento estadounidense, “buenas noches.”

Carter se acuesta

Dices con acento estadounidense, “buenas noches.”
Carter se duerme al poco tiempo mientras orson revisa los vídeos que le ha enviado su hermana días antes.

Nueva escena de rol: Examen con final feliz y festejo

Punto de vista: Camila.

Me terminaba de preparar cuando tomé mi móvil y me fijé la hora. Me dí cuenta que se me estaba empezando hacer tarde, hoy era el día en el que tenía que presentar mi exámen de manejo y los nervios comenzaban a invadirme. Me preocupaba el hecho de equivocarme en algo y que no me aprueben el exámen por un error sea menor o no. Mi hermano me había sorprendido con el auto como regalo y no quería desaprobechar esa sorpresa, me ponía ansiosa ya poder manejarlo y con ello ser más independiente, sin depender de oscar o seguir jodiendo auxita. Solo me faltaba llamar a abi para que fuéramos auxi abi y yo, porque no sé si podría controlar mis nervios sola, ese evaluador no me gustaba para nada, ya había visto de pasada como trataba mal a la gente que iba ser evaluada.
camila mira auxita y abigail
Abigail mira a Camila.
Dices con acento argentino, “vamos? que nervios…”
Abigail asiente y sonríe.
Auxita le sonríe tranquilizadora a camila
Auxita dice: “va estar todo bien, nena. vamos”
Abigail dice: “que nervios ni que nada, chiquiilla, si ya llevas un montonazo de clases y te ha ido bien.”
camila se adelanta y abre la puerta de la casa
Auxita dice: “es cierto. solo es el paso final”
Abigail se acomoda el bolso en el hombro y camina tras Camila.
Dices con acento argentino, “aay sí, bueno eso sí… pero quiero tener mi carnet ya y todo eso”

camila abre la puerta.
Auxita las sigue de cerca con las llaves en las manos para luego cerrar la casa al salir
Abigail dice: “y lo tendrás, tu no te preocupes de nada.”
Sales de la casa.
La planta número 3
Ves el paraíso , Casa de Auxita, Departamento de Diego y Jazmín, La casa de Mike, y el ascensor de la torre de madrid aquí.
Auxita sale de una casa.
Abigail sale de la casa y se gira, esperando a las chicas.
Auxita cierra la puerta con llave
camila mira el ascensor que ya está en la planta
Abigail se gira de cara al ascensor y comienza a andar.
Abigail entra al ascensor
entras en el ascensor de la torre de madrid.
el ascensor de la torre de madrid
Auxita ha entrado.
Abigail se mira en el espejo y se alborota los rizos.
camila pulsa el botón de la planta baja
El ascensor cierra las puertas y se pone en marcha.

el ascensor de la torre de madrid para en Torre de Madrid. y las puertas se abren.
Abigail se gira y se apoya a un lado de la cabina.
Auxita se adelanta y sale con las chicas
Auxita sale.
camila sale.
Abigail mira las puertas y sale.
Comunidad de Madrid; Torre de Madrid.
Ves un tablón de anuncios y el ascensor de la torre de madrid aquí.
Te encuentras con Auxita y Abigail.
el viento golpea tu cara
Abigail se acerca al tablón y lee con rapidez antes de salir.
Abigail camina hacia el portal de la torre.
camila sale de la torre
Auxita mira hacia fuera y camina hasta salir del portal.
Comunidad de Madrid; Plaza de España.
Te encuentras con Abigail.
La temperatura es agradable y el cielo se ha despejado.
Auxita sale de la torre.
camila mira su auto
Auxita mira todos los coches hasta ubicar con la vista el de camila.
Abigail mira a Camila.
Dices con acento argentino, “auxi, te doy las llaves?”
Auxita dice: “sí, claro!”
Dices con acento argentino, “yo no me quiero arriesgar ahora”
Auxita sonríe
Abigail dice: “no me termino de acostumbrar con tanto coche aquí en la calle.”
Auxita dice: “tranquila, de venida lo hacés vos”
camila abre las puertas y le da las llaves auxita
Abigail asiente a auxita.
escuchas música cerca de aquí.
Dices con acento argentino, “aay, ojalá”
Abigail dice: “de vuelta ya te estrenas, guapi.”
Abigail sonríe y se acerca a la puerta trasera del lado del conductor.
Auxita recibe las llaves y se dispone a entrar al asiento del conductor.
Auxita entra en Oqel Attra.
Oqel Attra
Te encuentras con Auxita.
Abigail entra en Oqel Attra.
Abigail se sienta y se ajusta el cinturón.
Abigail alza la mirada y ve a las chicas.
Auxita se ajusta el cinturón, al ver que ya todas están dentro cierra las puertas.

Auxita cierra las puertas.
Abigail deja el bolso sobre sus piernas y se recuesta, relajada, esperando que auxita arranque.
camila se recuesta en el asiento del co piloto
Auxita introduce la llave en el cilindro de encendido, la gira y arranca el motor.
Auxita activa el GPS.
Auxita pisa el acelerador y se dispone a salir del lugar, fijándose en el gps
camila mira por la ventanilla del coche
La voz del GPS indica la duración del trayecto hasta llegar al destino.
Auxita va mirando la vía y el GPS de forma alterna, muy concentrada.
camila va mirando con detenimiento la calle
Abigail mira por la ventanilla, luego mira a las chicas.
Dices con acento argentino, “hay mucho tránsito viste?”
Abigail dice: “chiquiillas, el paseíco es a secas? no tiene radio tu coche, Camila?”
Abigail mira a la gente y los coches.
camila mira abigail
Auxita dice: “sí pero ya casi llegamos, cami.”
Dices con acento argentino, “bueno, hemos llegado ya…”
Abigail se fija en el concesionario a través de la ventanilla.
Auxita mira un lugar donde estacionar y lo hace con mucha cautela, cerca del acceso al concesionario.
Auxita apaga el motor y se desabrocha el cinturón, luego mira a camila
Abigail dice: “sí, llegamos a carajo sacado, madre mía del amor hermoso.”
camila tiene gesto nervioso
Abigail se desabrocha el cinturón.
camila se desabrocha el cinturón y sale del coche
Auxita desbloquea los seguros y abre la puerta del vehículo.
Auxita dice: “respirá profundo cami, y dejá que todo vaya naturalmente. mientras más te presiones, menos vas a recordar todo lo que aprendiste.”
Abigail coge su bolso y se lo cuelga del hombro antes de bajarse.
camila asiente
Abigail sale de Oqel Attra.
Comunidad de Madrid; calle de embajadores
Ves Oqel Attra aquí.
Te encuentras con Abigail.
Auxita sale de Oqel Attra.

auxita cierra Oqel Attra
Abigail dice: “pues eso, chiquiilla, tú respira profundo y no pienses en los nervios.”
Auxita le entrega las llaves a camila y echa a andar hasta el concesionario
camila camina hasta la escuela que está en el concesionario
Abigail mira a auxita y sigue a Camila.
Comunidad de Madrid; Concesionario Imperium Mottors
Un hombre está parado frente a un mostrador mirando su reloj, alza la mirada y ve a tres mujeres.
camila se acerca al mostrador
el hombre tiene gesto adusto e impaciente.
Auxita se acerca junto con camila y cerca de abi
Abigail mira al hombre y piensa, mordiéndose el labio inferior para reprimir un comentario.
el hombre ve a camila y a sus dos acompañantes.
Auxita observa el gesto de abigail y le guiña un ojo
camila mira al hombre
el hombre dice: “Lista? porque vamos con el tiempo justo.”
camila asiente
el hombre asiente y sale del concesionario sin mirar atrás.
camila sigue al hombre
Abigail alza una ceja.
Abigail murmura: “madre mía del amor hermoso, si este hombre lo que necesita es un polvete pero con urgencia.”
Auxita busca unas sillas que hay en recepción con la mirada y se sienta a esperar
Abigail se sienta junto a auxita.
Auxita mira a abigail y se ríe bajito
Comunidad de Madrid; calle de embajadores
Ves Oqel Attra aquí.
camila llega hasta el coche y lo abre
El hombre mira a Camila con los brazos cruzados a la altura del pecho, observando todo lo que hace.
Abigail mira a auxita un momento. en el concesionario hay varias personas mirando la exhibición de los coches.
Auxita mira el entorno y luego a abigail
camila entra al coche
El hombre sube al coche del lado del copiloto sin dejar de ver a la chica.
camila introduce la llave en el cilindro de encendido y enciende el motor
camila cierra las puertas y las bloquea
Abigail murmura: “estoy pensando que luego que termine su examen podemos irnos por ahí, no sé, al café del club y celebramos, tú qué dices, guapi?”
Auxita sonríe, aprobando la idea de Abigail
camila mira al hombre, esperando que este le dé una orden
El hombre se abrocha el cinturón y se acomoda en el asiento, observando a Camila.
El hombre mira su reloj y resopla.
Auxita murmura: “perfecto! Así se destensa un poco, que ahora parecía la cuerda de una guitarra la pobrecita.”
camila se abrocha el Cinturón
El hombre murmura: “no tenemos toda la vida, encienda de una vez el motor y tome rumbo a la plaza de España.”
camila mira la vía, y pone la velocidad rumbo a la plaza españa
Abigail asiente a auxita.
camila maneja mirando atentamente la calle
Auxita piensa un momento
Abigail murmura: “la verdad, es que con ese tio que le tocó, yo estaría como cuerda de arco de flecha, porque madre mía, ese pesa más que un matrimonio obligao. La madre que lo parió.”
Auxita se ríe y asiente
El hombre va atento a lo que hace Camila.
Auxita murmura: “acabás de traducir mi pensamiento, abi”
camila esquiva algunos coches
Un coche que va tras el Oquel Atra comienza a dar bocinazos, impaciente.
camila coloca a la derecha el coche, para darle paso al que toca bocina
El hombre mira el panel y se fija en la velocidad.
Abigail mira a auxita con expresión traviesa.
Abigail murmura: “yo creo que ese cargaba un palo metido por el culete o algo parecido, porque esa cara tan agria no es normal.”
El coche va llegando lentamente a plaza españa
El hombre mira la posición y los gestos de la chica.
camila llega a plaza españa y se detiene
Auxita murmura: “bueno…no sabemos qué problema estará teniendo pero claro, debería dejar el problema fuera del trabajo”
camila aparca el coche detrás de todos los allí aparcados
El hombre dice: “tome rumbo hacia plaza del sol, y por favor, recuerde que está conduciendo un coche, no un triciclo.”
Auxita murmura: “a mí menos mal me enseñó mi hermano, que es la paciencia en persona. Ya luego fui a hacer el registro de conducción y ya.”
camila pone cara seria y toma rumbo a puerta del sol
Abigail asiente, suspirando.
El hombre sigue evaluando a Camila.
camila mira la calle, no mira al hombre
El hombre dice: “gire hacia Gran vía, por favor.”
camila frena en la esquina y gira en gran vía
El tránsito de la gran vía es notable.
camila va a una velocidad lenta debido al tránsito
Varios coches comienzan a tocar sus claxons, hay cierta congestión no se sabe bien por qué.
El hombre resopla y se cruza de brazos.
Luego de unos minutos, el tránsito comienza a fluir con más normalidad.
camila acelera al ver que el hombre resopla y sobrepasa un coche
El hombre ve a Camila esperando a ver qué hace.
El semáforo cambia de verde a amarillo; enseguida toma el color rojo.
camila frena al ver el semáforo en amarillo
El hombre ve a Camila por el rabillo del ojo.
Abigail mira a auxita, pensativa.
Abigail murmura: “es verdad, debería dejar lo que sea en su casa, pero ya ves, hay gente así.”
El semáforo cambia de rojo a verde de nuevo y el hombre sigue mirando a camila.
camila acelera al ver que el semáforo está en verde
Auxita mira la hora en un reloj de pared que hay en recepción, luego mira a abigail y asiente de acuerdo.
Abigail se cruza de piernas y apoya el codo en su rodilla, luego se inclina y apoya la barbilla en la mano, mientras mira los zapatos de una chica que ha llegado al concesionario.
Auxita enlaza los dedos de ambas manos entre sí y continúa esperando con gesto pensativo en la cara.
A unos cuantos metros se ve botar un balón de fútbol que va atravesando uno de los canales de la Gran vía, más atrás viene un niño pequeño.
oyes sirenas a lo lejos
El hombre mira a Camila.
camila frena el coche lentamente y toca bocina al niño
Murmuras con acento argentino, “que idiotas los padres…”
Un hombre corre tras el niño y su pelota, lo coge de la mano y se retiran.
El hombre sigue mirando a Camila.
camila vuelve acelerar y sale del lugar
Las sirenas comienzan a escucharse más cerca.
camila mira por el espejo para ver por donde vienen las sirenas
El sonido de las sirenas se intensifica.
camila se dirige hacia la derecha y cede el paso
La ambulancia adelanta a un coche y pasa al carril derecho.
Varios coches se van haciendo a un lado.
El hombre sigue sentado cruzado de brazos, mirando a Camila.
El hombre alza una ceja esperando a ver si la chica se mueve o no.
camila frena el coche, esperando que pasen las sirenas
La ambulancia queda atascada tras el Oqel Atra, ya que frenó pero no se hizo a un lado.
camila mira la ambulancia detrás
camila acelera y se hace a un lado
El hombre junto a Camila bufa y farfulla en voz muy baja.
La ambulancia pisa el acelerador y sale disparada.
Abigail cambia de posición y mira el reloj de la pared.
Auxita mira a abi al ver hacia donde ha mirado.
Auxita murmura: “cuánto tiempo llevará esto del examen?”
El hombre mira a Camila como diciendo, ahora a qué esperas?
camila acelera y sale del lugar
camila se muerde el labio inferior
Abigail dice: “no suele ser más de una hora.”
El hombre sigue observando a Camila.
camila esquiva un coche que está frenado en medio de la vía
Auxita dice: “ah…entonces irán por la mitad…”
El hombre mira su reloj y alza la mirada.
Abigail asiente a auxita y se recuesta del espaldar de la silla.
camila continúa manejando
observas como la gente va y viene.
El hombre dice: “una vez que llegue a plaza del sol, estacione.”
camila llega a puerta del sol y hace lo que el hombre ha dicho
El hombre se fija en las maniobras de la chica para estacionarse.
camila estaciona detrás de un blindado
El hombre baja la ventanilla del coche y saca un poco la cabeza, fijándose en el bordillo de la acera.
El hombre se reacomoda en el asiento y sube la ventanilla.
camila mira al hombre, pensativa
El hombre dice: “diríjase de regreso al concesionario, tome por calle carretas y luego por jacinto Venavente.”
camila coloca la marcha atrás, luego cambia la velocidad y sale hacia calle carretas
El hombre mira su reloj.
camila gira en calle jacinto benavente y continúa la marcha
El hombre mira a Camila mientras sigue conduciendo, tomando nota mental de todo lo que hace.
camila mira la vía y los coches
El hombre sigue cruzado de brazos durante el trayecto sin dejar de evaluar a la chica.
camila frena y dobla en calle embajadores, llegando al concesionario
Abigail vuelve a mirar el reloj de la pared.
camila estaciona en la puerta del concesionario
El hombre sigue observando como Camila estaciona el coche.
Auxita se mira la cara en un espejito sin percatarse del tiempo espacio.
El hombre se desabrocha el cinturón.
camila apaga el motor, y quita la llave del Cilindro de encendido
Abigail mira de reojo a Auxita.
camila abre las puertas del coche
Auxita guarda el espejito y alcanza a ver la cara de abigail.
El hombre baja del coche a toda prisa.
observas como la gente va y viene.
Auxita mira directamente el reloj
camila sale del coche y cierra las puertas
Auxita dice: “deberían estar ya de vuelta, verdad?”
oyes un claxon cerca de aquí
El hombre entra en el concesionario y camina directo al mostrador sin mirar atrás.
Abigail asiente.
camila entra al concesionario
Abigail mira al hombre que llega caminando como un tren.
El hombre pasa detrás del mostrador y coge varios papeles.
Auxita ve llegar a ambos y suspira
Abigail mira a Camila y le sonríe.
camila llega al mostrador y mira al hombre detenidamente
Auxita se fija en la expresión de camila
El hombre no deja de llenar papeles con un boli, luego se sienta frente a un ordenador y teclea con rapidez.
La impresora comienza a funcionar haciendo algo de ruido.
camila no mira a las chicas, solo mira al hombre
Abigail se levanta y va hacia el mostrador junto a Camila.
Auxita se levanta de su lugar pero espera, marcando distancia para no tensar más a la chica.
El hombre va haciendo click con el ratón llenando un formulario y guarda los datos.
El hombre mete todos los papeles en un sobre y lo sella, luego se levanta y va hacia la impresora.
Auxita se recoloca el bolso al hombro y espera, fijando la mirada en el hombre que trabaja.
El hombre coge el papel de la impresora y regresa hacia el mostrador.
camila mira atenta todo lo que el hombre hace
El hombre deja el papel sobre el mostrador.
camila mira el papel
El hombre dice: “aquí tiene el permiso de circulación provisional, en breve le llegará a su casa el permiso de conducir.”
camila sonríe alegre al hombre
Abigail sonríe.
Dices con acento argentino, “aay bueno, gracias…”
El hombre dice: buenas tardes.”
camila toma el papel
Auxita sonríe
El hombre se gira y sigue a lo suyo.
camila mira abigail y la abraza
Abigail le da un abrazo a Camila.
Auxita se acerca más esperando el turno para el abrazo
Abigail dice: “hala, chiquiiilla si ya te puedes estrenar como chofereza.”
algunas lágrimas resvalan por los ojos de camila
camila asiente
Abigail se separa y le limpia los lagrimones con el pulgar.
oyes sirenas cerca de aquí.
Abigail mira a Auxita.
camila se acerca auxita
Auxita las mira, se acerca a camila y también la abraza
Auxita dice: “ya estamos, cariño. Lo lograste”
Abigail dice: “venga, chiquiiillas, vamos a celebrar que madrid cuenta con una nueva chofereza.”
Dices con acento argentino, “gracias a dios…”
Dices con acento argentino, “creí que no podría…”
Auxita se separa de camila y asiente a abigail
Abigail se acerca a Camila y le da con la cadera un empujoncito
Abigail dice: “como que no, si tú eres una chiquilla muy lista.”
Dices con acento argentino, “bueno, pero vamos a otro lado y les cuento…”
Abigail dice: “Venga, vamos a celebrar ”
camila asiente
Auxita dice: “eso, vamos!”
Abigail asiente y se ajusta mejor el bolso.
camila camina hasta la salida del concesionario
Auxita sonríe ampliamente y camina hacia la salida del concesionario
Abigail sale del concesionario
Comunidad de Madrid; calle de embajadores
Ves Oqel Attra aquí.
Te encuentras con Abigail.
La temperatura es agradable y el cielo se ha despejado.
Auxita sale del concesionario.
camila abre las puertas del coche con las llaves que tenía en sus manos
Auxita se acerca al coche, esta vez al asiento trasero
Abigail se acerca al coche y se para junto a la puerta del copiloto
Auxita dice: “abi, te dejo a vos el privilegio de ser copiloto de nuestra nueva chofer”
Abigail se gira y asiente, sonriente.
Auxita sonríe y entra a acomodarse
camila saca el papel del bolsillo de su pantalón y al entrar al coche, lo coloca en la guantera
Abigail entra en Oqel Attra.
Auxita entra en Oqel Attra.
Oqel Attra
Te encuentras con Abigail y Auxita.

camila cierra la puerta, bloqueando los seguros.
Abigail se sienta y se abrocha el cinturón.
camila mira abigail
Abigail mira a Camila y sonríe.
Dices con acento argentino, “fue bastante complicado ir con ese muchacho, me ponía nerviosa”
Abigail dice: “vamos al café del club?”
Abigail ríe a carcajadas.
Auxita se recuesta del espaldar del asiento y se relaja por completo, fijando la vista al frente.
Abigail dice: “es natural, chiquiilla, ese tío parecía tener un palo en el culete pero muy adentro, eh? la madre que lo parió.”
Auxita dice: “hasta a nosotras y eso que solo la vimos, ni quiero imaginar lo que habrá sido para vos, nena”

La voz del GPS indica la duración del trayecto hasta llegar al destino.
camila mete la velocidad en la palanca de cambios.
camila pisa el acelerador y el coche se pone en movimiento.
camila mira la vía y de cuando en cuando los espejos retrovisores mientras conduce.
Auxita ríe ante el comentario de abigail
camila sonríe mientras conduce
Abigail ríe otra vez.
Dices con acento argentino, “bufaba por todo, no sé que tenía”
Abigail dice: “Y yo pensando que la generala es mas seca que una mojama, pero este tio se la lleva por los cachos a la fotocopia.”
Auxita se incorpora un poco y mira a las chicas
Abigail mira a Camila.
Auxita dice: “paciencia, seguro que no”
camila reduce la velocidad al llegar a su destino.
camila mira por los espejos retrovisores y el parabrisas, maniobrando hasta que se estaciona.
Abigail dice: “eso seguro es que no ha follao en varios meses, chiquiilla.”
Auxita mira a Abi y le pellizca el moflete con cariño
camila se parte de risa.
Auxita dice: “eh! no hables así de mi geme”
Auxita se parte de risa.
Abigail ríe con ganas.
camila mira auxita sin entender nada
camila gira la llave y apaga el motor.
camila extrae la llave del cilindro de encendido y se desabrocha el cinturón.
camila desbloquea los seguros y abre la puerta del vehículo.
Dices con acento argentino, “vamos?”
Abigail dice: “yo creo que tu fotocopia también necesita unos cuantos polvetes… a ver si se endulza.”
Auxita asiente sonriendo y se predispone a bajar del vehículo.
Abigail asiente y se desabrocha el cinturón, bajando del coche.
Comunidad de Madrid; Plaza de la Independencia.
Ves un todoterreno reacondicionado, Furd Fufa, Nisan Rashqai, Rinault Migane, y Oqel Attra aquí.
Te encuentras con Abigail.
Auxita sale de Oqel Attra.

camila cierra Oqel Attra
Auxita se ríe de Abigail.
Abigail se acomoda la tira del bolso.
camila llavea el coche
Auxita dice: “a mí no me consta…”
Abigail se gira y mira a auxita.
Auxita no puede terminar la frase y continúa riendo
Abigail se encoge de hombros.
Dices con acento argentino, “yo no entiendo de que hablan, pero supongo que alguien tiene una gemela ”
Auxita mira a camila y dice: “sí, yo.”
camila mira auxita
Auxita sonríe
Abigail dice: “ya, pero chiquiilla es que no se puede ser tan agrio así de la nada, ya te digo yo que el sexo le da alegría al cuerpo macarena.”
Dices con acento argentino, “es verdad eso que sienten todo?”
Abigail mira a Camila un instante y piensa.
Abigail luego mira a Auxita.
Dices con acento argentino, “porque bueno, capaz que auxita pueda solucionarle los problemas sin que ella mueva un pelo, no sé”
Abigail hace un gesto presionando el carrillo con la lengua y niega.
Auxita dice: “muchos no creen en eso, pero a mí particularmente me pasa con ella. si se enferma, estresa o algo, yo lo siento”
Auxita dice: “no sé como explicar, pero así es”
Abigail dice: “que va, no creo que aquí la rubita le quite el amargao a la gemela, eso o lo hace un macho, o no sé, porque ya ves, ella es así toda alegre y la fotocopia casi que muerde.”
Auxita mira a abigail y sus gestos y de nuevo se parte de risa
camila sonríe abigail
Abigail dice: “yo sigo creyendo que ella necesita un subidón de endorfinas ”
Auxita dice: “si es que sos terrible, abi…”
Dices con acento argentino, “bueno, yo no hice nada todavía y no por eso sea amargada”
Abigail dice: “y como vive a dieta, el chocolate no se lo va a dar, así que lo más factible en su caso son orgasmos.”
camila se parte de risa.
Abigail mira a camila.
Auxita se pone roja de tanto reír ya a estas alturas
Orson llega desde el este.
Orson se marcha.
Abigail dice: “no, amargada no, pero sí que eres como un poco seca para la edad que tienes, guapi.”
Abigail se fija en el tio que pasa por un lado y alza una ceja.
Dices con acento argentino, “aay bueno, no sos la primera que lo dice…”
Abigail dice: “joer, si parece que ese tenía un cohete en el culete.”
Dices con acento argentino, “entramos al club?”
Auxita dice: “con la teoría de abigail, cualquiera diría que yo soy una activa ya medio adicta…”
Auxita sonríe
Abigail asiente.
Abigail mira a Auxita.
Abigail dice: “que va, guapi, pero es que tu si comes chocolate, ahí está el detalle.”
Abigail camina hacia la entrada del club.
Auxita camina hacia el club, se gira y asiente
Auxita dice: “bueno, eso sí, y eso ni aurora ni nadie me lo quita, así que…”
camila camina siguiendo abigail
Sláinte Social Club
Te encuentras con Auxita y Abigail.
camila mira los guardias
Abigail mira a los seguratas y sonríe.
Uno de los seguratas abre las puertas.
Auxita mira a los guardias también
Abigail entra.
Sláinte social club – Planta Principal
Te encuentras con Abigail.
Auxita llega desde fuera.
Camila camina directo hacia el café.
Sláinte Café & Lounge
Abigail ha llegado.
Auxita ha llegado.
Un Camarero se acerca a las chicas y les da las buenas tardes.
Abigail sonríe al camarero.
Dices con acento argentino, “buenas tardes ”
el camarero las guía a una mesa desocupada.
Auxita dice: “buenas tardes”
El camarero hace un gesto a Camila y va separando las sillas.
Auxita sigue al grupo hasta la mesa.
camila se sienta en una silla y cruza las piernas
Abigail se sienta colgando su bolso en el espaldar de la silla.
Abigail cruza las piernas.
El camarero deja unas cartas sobre la mesa y se retira.
Auxita se deja caer, acomodando el bolso
Abigail coge una carta y comienza a ojearla.
Auxita lee una de las cartas
camila toma una carta y la mira
Abigail alza la mirada y ve a las chicas.
Auxita murmura: “tanta delicia que hay acá metida…”
Abigail dice: “qué os apetece?”
Abigail asiente y se relame un poco los labios.
Dices con acento argentino, “aay, yo quiero el granizado de frutas tropicales ”
camila se recuesta en la silla y cierra los ojos
Dices con acento argentino, “estoy cansada”
Auxita dice: “yo, a ver…algo que tenga chocolate, pero no me termino de decidir”
Abigail suspira dejando la carta en la mesa.
Abigail dice: “yo hoy voy a ser una pecadora muy pecadora y me llenaré de chocolate ”
Auxita dice: “yo también quiero choco, pero como hay tanta cosa…sí o sí me pido estos alfajores dobles, mínimo dos.”
Abigail dice: “yo voy a pedir el coconut real y la tartaleta de nutella con frutos secos.”
Dices con acento argentino, “bueno, yo con el granizado estoy bien”
Abigail asiente.
Una camarera se acerca a tomar el pedido.
La camarera sonríe a las chicas.
Auxita dice: “y bueno, los acompaño con un café bien cargado, y con canelita. mmm”
Auxita mira a la camarera
La camarera dice: “estais listas para pedir?”
camila mira a la camarera y le señala la carta
camila asiente
Auxita dice: “hola, un café y 2 alfajores dobles de chocolate, por favor”
La camarera ve lo que señala la chica y va apuntando.
Dices con acento argentino, “yo quiero el granizado de frutos tropicales”
La camarera alza la mirada y apunta lo que la otra chica pide.
oyes risas a lo lejos
Abigail dice: “yo qiero el coconut real y la tartaleta de nutella.”
La camarera asiente y apunta el último pedido.
La camarera dice: “enseguida os traigo vuestras consumiciones.”
La camarera se aleja.
Abigail mira a Camila.
oyes sirenas a lo lejos
Dices con acento argentino, “bueno, creí que no aprobaría el exámen, pero acá estoy”
Auxita mira a camila
Abigail dice: “y eso que estás así de cansada?.”
Abigail ladea la cabeza un poco.
Dices con acento argentino, “me cansó el hombre este”
Auxita dice: “justo eso, que tal te fue? además de los nervios…que se sentía conducir?”
Abigail dice: “eso digo yo, por qué?”
Dices con acento argentino, “me trató bastante mal, no era muy cordial conmigo ”
Abigail dice: “ah, bueno, no es para menos, si el tio estaba peor que cuero de tambor.”
Abigail hace una mueca.
Dices con acento argentino, “bueno… pero si vos estás trabajando, dejá tus problemas afuera”
Auxita dice: “es raro que tengan gente así trabajando en donde se supone deberían tener la mayor paciencia del mundo, pero bueno”
Abigail dice: “no hagas caso, guapi. Esos tios son así.”
Abigail mira a auxita.
Abigail dice: “que va, una cosa es el instructor y otra el que te evalúa, guapi.”
Dices con acento argentino, “al final le hubiera pedido al oscar que me enseñe, pero no quise por su problema”
La camarera se acerca y va dejando las consumiciones frente a cada quien.
La camarera se aleja.
Abigail mira a Camila.
Auxita dice: “ya, pero de todas formas, sea quien sea algo de mejor carácter debería tener, aunque solo califique”
Abigail dice: “ya, pero es que igual, para tener el permiso tienes que pasar las pruebas.”
Dices con acento argentino, “bueno, pero pasaba las pruebas y ya estaba, no tenía que hacer tanta cosa ”
Auxita asiente y acerca su café hasta ella, lo endulza y lo remueve para beberlo
Abigail dice: “no todos son así si eso, o sea tan bruscos.”
camila toma el granizado y comienza a beber despacio
Abigail dice: “pero sí que van metiendo presión,porque han de ver como reaccionas.”
Abigail se acerca la taza y va comiéndose la crema chantilly.
Auxita dice: “lo importante es que ya tenés el permiso, peor hubiera sido que además de tener ese carácter, te hubiera puesto pega por alguna cosa.”
Abigail asiente a Auxita.
Abigail relame la cucharilla.
camila disfruta del sabor del granizado
Abigail dice: “eso es verdad, si la prueba práctica no es satisfactoria, pueden negarte el permiso de circulación y por tanto el de conducir.”
camila asiente mientras bebe
Abigail remueve los últimos restos de la crema con el chocolate y comienza a beber.
Abigail cierra los ojos y saborea el chocolate.
Auxita le saca el envoltorio al primer alfajor y lo saborea
Abigail murmura: “qué rico, si es que el que inventó esto es un genio.”
Auxita murmura: “por favor, esto es estar en el cielo y más allá…”
Auxita mira a abigail y asiente
Dices con acento argentino, “lo mismo digo, el granizado está espectacular ”
Abigail deja la taza sobre el platito y comienza a comerse la tartaleta.
camila mira auxita
Auxita se termina el primer alfajor muy rápido
Dices con acento argentino, “por momentos tenés pensamientos de persona muy gorda ”
camila se parte de risa.
Marcos entra en el café y camina hacia la barra.
Auxita sonríe
Marcos intercambia algunas palabras con el personal de forma muy discreta.
Auxita dice: “si fuera por mí, cariño, yo creo que estaría rodando a estas alturas de mi vida.”
Dices con acento argentino, “sentirá tu gemela que estás comiendo?”
Abigail ríe bajito con la boca llena de chocolate.
Auxita se ríe y niega
Abigail traga despacio.
Auxita dice: “no por favor, que sinó me llama y me canta las 40…y más”
Abigail murmura: “mas vale que no, o capaz la recibe en casa a punta de látigo para bajarle las calorías, guapi.”
Marcos se acerca a la mesa de las chicas.
Dices con acento argentino, “aay bueno, menos mal no anda por españa supongo”
Auxita bebe más café, deja la taza en la mesa y mira al hombre que se les acerca
Marcos dice: “buenas tardes, señoritas, espero que esteis disfrutando de vuestras consumiciones.”
camila mira al hombre que se acerca a la mesa
Dices con acento argentino, “gracias, está genial”
Abigail mira al hombre mientras se lleva un trozo de tartaleta a la boca.
Auxita dice: “buenas tardes señor…la verdad es que las estamos disfrutando y mucho. Felicitaciones por todo.”
Marcos mira a las chicas, asiente y sonríe.
Marcos dice: “nos complace que así sea… Esperamos teneros por aquí más amenudo, siempre es grato a la vista la presencia de señoritas tan guapas por aquí.”
camila está con su granizado por la mitad
Dices con acento argentino, “gracias por lo de guapa”
Auxita sonríe ante el cumplido
camila sonríe.
Abigail saborea la tartaleta mientras mira a las chicas y sonríe también.
Auxita dice: “tenga por seguro que así va a ser. Muchas gracias.”
Marcos dice: “nada que agradecer, en todo caso solo es algo que está a la vista.”
El comunicador que Marcos lleva en la cinturilla del pantalón emite un sonido, este se presiona un momento a la altura del oído.
Auxita abre de a poquito el envoltorio del segundo alfajor, jugueteando con el papel.
camila termina de beber el granizado
oyes un claxon a lo lejos
Marcos dice: “con vuestro permiso, debo retirarme pero ha sido un gusto saludaros. que disfruteis de lo que queda de tarde.”
Auxita dice: “buen resto de jornada, señor”
Abigail se lleva la taza a los labios, da un sorbo y asiente.
Auxita da un sorvo al café
Marcos se gira y se retira de la mesa, saliendo luego del café.
Abigail se fija en el culo del hombre mientras va saliendo.
camila deja el vaso del granizado vacío sobre la mesa
Auxita finalmente abre el envoltorio y le da un gran mordisco al segundo alfajor
Abigail se termina el chocolate y deja la taza sobre el platito.
el viento golpea tu cara.
Auxita murmura: “que si comía así frente al churrazo ese la imagen que tenía de guapa se le iba ir al mazo…”
Abigail murmura: “menudo cachas ese tio, aunque me gusta más mi Sam, la verdad.”
Auxita se parte de risa.
camila se parte de risa.
Abigail ríe.
Dices con acento argentino, “bueno, al menos nos dijo guapa”
Abigail dice: “yo creo que más bien se le iban a subir las imágenes a otro lado si te veía comiendo así, guapi.”
Auxita asiente, mientras sigue comiendo de su alfajor
Abigail sigue comiendo la tartaleta.
Auxita mira a abigail
Abigail come mientras piensa.
Auxita dice: “vos decís? lo voy a tener en cuenta para la próxima…”
oyes una discusión a lo lejos
Abigail saborea los restos de tartaleta que quedan en la cucharilla.
Abigail mira a auxita.
Auxita mira a camila
camila mira auxita
Abigail dice: “bueno, eres guapísima, y ese tiene pinta de ser un tio con buen gusto.”
Auxita vuelve la mirada hacia abigail al escucharla
Abigail ríe bajito.
Dices con acento argentino, “nunca antes me habían dicho guapa de esa manera”
Auxita dice: “ah, siempre se puede probar a ver si es cierto…”
Dices con acento argentino, “además fue nada grosero”
Abigail dice: “además, a qué tio no se le suben las imágenes a la cabeza cuando ve a una mujer con cara de satisfacción como la que ponemos al comer chocolate?”
Auxita vuelve a reír
Abigail sonríe con picardía.
Auxita dice: “claaro, eso es también una gran verdad.”
Abigail mira a Camila.
Auxita también la mira
Abigail dice: “que va, fue muy educado, la verdad. ”
Dices con acento argentino, “en argentina siempre si me lo decían lo hacían de manera bastante grosera”
Abigail hace una mueca con la boca.
Auxita dice: “no pero este se notaba que era algún funcionario de alto rango, si no el mismo gerente o dueño, yo que sé”
Abigail dice: “aquí hay tios guarros, pero en un lugar como este es raro que te los encuentres.”
Abigail asiente a Auxita.
Dices con acento argentino, “en eso tenés razón, auxi”
Auxita termina su último pedazo de alfajor y suspira de satisfacción
Abigail dice: “desde luego segurata no era, aunque con ese cuerpazo no es que no pudiese. Pero sí, por la forma de actuar, será un encargado o algo.”
Abigail se termina la tartaleta.
Auxita asiente
Abigail suspira, satisfecha.
Auxita dice: “cami, si no recuerdo mal creo que te escuché preguntarme si mi hermana está en España? sí, volvió hace poco.”
Abigail dice: “no os habeis fijado que muchos de los tios que trabajan para imperium están como un tren? madre mía del amor hermoso, yo no sé si eso es adrede.”
Abigail mira a Auxita.
Abigail dice: “ha vuelto la generala? O sea que tu madre ya está recuperada.”
Auxita termina su café y deja todo a un lado
Auxita mira abigail
oyes una discusión cerca de aquí
Auxita dice: “sí, está mucho mejor por suerte, todavía sigue alguna que otra terapia, pero nada que no lo puedan gestionar los que quedaron allá. mi padre y mi cuñada.”
Abigail sonríe.
Abigail dice: “como me alegra eso, sobre todo por ti, guapi.”
Auxita dice: “sí, fueron meses terribles, pero por suerte pasó lo peor.”
Abigail dice: “no me imaginé que fuese a volver tu hermana, pero bueno, estarás contenta, supongo.”
Dices con acento argentino, “aay bueno, pero está en españa entonces…”
Abigail asiente mirando a Camila.
Dices con acento argentino, “así que va retarte si comes mucho ”
Abigail dice: “oye y sigue igual de agria? O ha vuelto algo más suave.”
oyes sonidos de obra y maquinaria de construcción
Auxita se ríe y mira a camila
oyes sirenas a lo lejos
Auxita dice: “por suerte no está en madrid, fue a barcelona a trabajar con mi hermano, así que de controlarme mucho no puede…”
camila sonríe auxita
Abigail mira a Auxita y sonríe.
Auxita mira a abigail
Auxita dice: “bueno, yo diría que algo más suavizadita vino, mirá que por mi cumpleaños se prestó a una sorpresa que en mi vida me hubiera esperado, realmente”
Auxita sonríe recordando
Abigail dice: “entonces podemos tener más saliditas y chuches.”
Abigail asiente y sonríe de nuevo.
camila sonríe abigail
Dices con acento argentino, “chuches, que linda palabra…”
Auxita dice: “síii, siempre”
Abigail dice: “es bueno saber eso, tanto mal carácter no es bueno para el espíritu.”
Abigail guiña un ojo a Camila.
camila devuelve el guiño abigail
Abigail dice: “las chucherías, eso es lo máximo.”
camila sonríe.
Auxita dice: “bueno, abi siempre tiene nuevas palabras para el diccionario.”
Auxita les sonríe a ambas
Abigail asiente y se ríe con ganas.
Abigail dice: “ya sabeis que yo estoy así de aquella manera, como un poco chalada.”
Auxita ríe mirando a abigail
La tarde transcurrió y las tres chicas continuaron pasando un rato agradable, festejando el exámen aprobado de Camila.

Nueva escena de rol: Superando nervios

Punto de vista: Oscar

me levanté en la mañana, un poco pensativo, me abordaba aquella melancolía, aquel miedo de perder lo que ya había conseguido en madrid. Me senté en el salón de casa de auxita, pensando en ir a la farmacia, hablé auxita sobre el tema, porque tenía miedo de tentarme y pasarme un rato por lugares indeseables al menos en esta etapa de mi vida. Más tarde, entre charla y charla, pensé en Gina, y quedamos con auxita en llamarla para conpartir ese momento tan especial. La llamamos, y cuando llegó esto sucedió.
Gina entra en la casa
Auxita sonríe a gina al verla llegar a la casa.
oscar mira a gina con expresión un poco nerviosa
Gina mira a auxita y a Oscar y sonríe.
Gina dice con acento Madrileño, “hola!”
Gina se acerca a auxita y le da un besito en la mejilla.
Auxita le devuelve el beso y sonríe
Auxita dice: “hola Gina, es genial volver a verte.”
Dices: “como estás… bueno, no sé para que pregunto, estás hermosa como siempre”
Gina asiente y sonríe a Oscar.
Gina se acerca a oscar y le da un beso en la mejilla.
Dices: “que nervios tengo…”
oscar devuelve el beso a gina
Gina le toma de la mano con cariño.
Auxita mira a oscar con tranquilidad.
Auxita dice: “va estar todo bien, no te preocupes.”
Dices: “hace rato no manejo, si quieren podemos ir en mi coche”
Gina dice con acento Madrileño, “tú también estás muy bien, Oscar. Respira profundo, cariño, estamos contigo y todo irá bien.”
oscar sonríe
Gina asiente y luego mira a Auxita.
Gina dice con acento Madrileño, “qué dices, nos ponemos a cargo de este piloto roncador?”
Gina mira a oscar por el rabillo del ojo reprimiendo una risita.
Auxita iba a decir algo, mira a gina y ríe, asintiendo
oscar mira a gina y sonríe
Gina dice con acento Madrileño, “entonces, no se diga más. Vamos allá.”
Auxita dice: “sí, que sinó capaz ronca a la ida si alguna de nosotras maneja”
Dices: “y todo por ese video…”
Gina sonríe ampliamente.
oscar camina hasta la puerta de la casa y sale
Abres la puerta.
Gina dice con acento Madrileño, “sales muy mono roncando en todo caso, cariño.”
oscar se vuelve y mira a gina
Dices: “por dios…”
Gina pasa delante de oscar y sale de la casa.
Auxita sonríe y espera por los chicos
Sales de la casa.
La planta número 3
Ves el paraíso , Casa de Auxita, Departamento de Diego y Jazmín, La casa de Mike, y el ascensor de la torre de madrid aquí.
Gina sale de una casa.
Auxita sale de la casa y cierra la puerta con llave
Auxita cierra la puerta de Casa de Auxita.
Gina se gira un poco para ver a auxita, mientras se arregla la tira del bolso.
oscar ve que el ascensor está en la planta y camina hasta él
Auxita guarda las llaves y mira hacia el ascensor
Gina sigue a oscar hacia el ascensor y entra.
entras en el ascensor de la torre de madrid.
el ascensor de la torre de madrid
Gina ha entrado.
Auxita ha entrado.
oscar aprieta el botón de planta baja
El ascensor cierra las puertas y se pone en marcha.
Gina se mira en el espejo y se coloca un mechón de pelo tras la oreja.
oscar mira el gesto de gina
el ascensor de la torre de madrid para en Torre de Madrid. y las puertas se abren.
Auxita sale.
Gina se gira y sale del ascensor tras Auxita.
oscar sale del ascensor
sales del elevador.
Comunidad de Madrid; Torre de Madrid.
Ves un tablón de anuncios y el ascensor de la torre de madrid aquí.
Te encuentras con Auxita.
Gina abandona el ascensor de la torre de madrid.
oscar camina decidido a la salida de la torre
Gina camina junto a oscar rumbo a la salida de la torre.
Comunidad de Madrid; Plaza de España.
La temperatura es agradable y el cielo se ha despejado.
Gina sale de la torre.
Auxita sale de la torre.
oscar mira su coche entre tantos ahí estacionados
Auxita camina junto a ellos
oscar piensa
Murmuras: “sigue rota la luneta…”
Gina mira a oscar y luego alza la mirada para ver el cielo.
Auxita mira todo por un instante, recuerda algo y sonríe
Gina vuelve a ver a Oscar.
Auxita lo mira
Gina dice con acento Madrileño, “No te preocupes, podemos luego pasar por el concesionario a que lo arreglen.”
oscar se muerde el labio inferior con gesto de rabia, saca las llaves del bolsillo de su pantalón y abre el coche
Auxita dice: “exactamente, seguro imperium motors tiene su taller o algo así”
abres rinault migane
Gina asiente mirando a auxita.
Dices: “lo peor es que me recuerda cosas eso… pero bueno”
Gina rodea el coche y va hacia el lado del copiloto.
Auxita observa la expresión de oscar y la retiene en la memoria
Gina alza la mirada y ve a oscar.
oscar se sube al coche
rinault migane
Gina entra en rinault migane.
Auxita entra en rinault migane.
Gina sube al coche y se ajusta el cinturón de seguridad.
oscar mira su coche con detenimiento
Auxita se coloca en el asiento trasero y mira el parabrisas
Auxita dice: “esa es la clave, que superes esos recuerdos.”
oscar se coloca el cinturón y cierra las puertas
oscar cierra la puerta, bloqueando los seguros.
Gina le acaricia el antebrazo a Oscar con suavidad.
oscar introduce la llave en el cilindro de encendido, la gira y arranca el motor.
oscar activa el GPS.
Gina dice con acento Madrileño, “eso es, Oscar. Además, estamos aquí contigo.”
Auxita dice: “sabés que no estás solo”
Gina sonríe a oscar.
oscar toma el volante con ambas manos
Gina se acomoda en el asiento sin dejar de ver a Oscar para transmitirle su apoyo.
Auxita se recuesta del espaldar del asiento y sigue mirando al frente.
oscar pone primera y sale despacio del lugar
El vehículo se pone en marcha.
La voz del GPS indica la duración del trayecto. Tiempo estimado: 5 minutos.
oscar mete la velocidad en la palanca de cambios.
oscar pisa el acelerador y el coche se pone en movimiento.
oscar mira la vía y de cuando en cuando los espejos retrovisores mientras conduce.
oscar maneja con una mano en el volante, la otra la sitúa en la pierna de gina
Auxita mira por la ventanilla disfrutando el paisaje
Gina posa su mano sobre la de oscar y le acaricia el dorso con el dedo índice.
oscar mira la radio del coche, aprieta un botón y la enciende
Dices: “tantos días…”
Gina sigue atenta a oscar y de vez en cuando mira por la ventanilla.
Dices: “me produce algo raro el manejar…”
Auxita escucha a oscar y sale de sus pensamientos.
Gina dice con acento Madrileño, “sí, seguro te sentirás extraño, pero vas muy bien.”
oscar mira la vía y sonríe
Auxita dice: “de a poco te volverás a adaptar. paciencia y tiempo es lo que necesitas”
oscar mira el gps y dobla en una esquina
Gina sigue jugando con la mano de oscar para reconfortarle pero sin distraerlo demasiado.
Auxita mira a los chicos de reojo, luego mira de vuelta por la ventanilla
oscar reduce la velocidad al llegar a su destino.
oscar mira por los espejos retrovisores y el parabrisas, maniobrando hasta que se estaciona.
Gina mira por el parabrisas y se fija en los edificios.
oscar mira el letrero de la farmacia
oscar gira la llave y apaga el motor.
oscar extrae la llave del cilindro de encendido y se desabrocha el cinturón.
Gina se desabrocha el cinturón.
oscar guarda la llave en el bolsillo de su pantalón
Auxita mira la calle y se predispone de a poco a bajar del coche
oscar desbloquea los seguros y abre la puerta del vehículo.
Gina coge su bolso y se lo acomoda en el hombro antes de bajar del coche.
Comunidad de Madrid; calle del príncipe de Vergara
Ves rinault migane aquí.
Auxita sale de rinault migane.
Gina sale de rinault migane.
oscar cierra las puertas y las bloquea
Cierras rinault migane
Auxita mira el letrero de la farmacia y luego a oscar
Gina rodea el coche por la parte delantera y se acerca a Oscar.
Auxita dice: “estás listo?”
Gina mira el letrero de la farmacia
oscar camina hasta la farmacia, saca una llave y abre la puerta
Gina mira a auxita y luego hacia oscar.
el olor a encierro se apodera de las narices
Gina sigue a Oscar hasta la farmacia y se detiene mientras la abre.
Dices: “vamos…”
Auxita lo ve decidido y asiente aprobatoriamente para sí misma
oscar entra a la farmacia
Comunidad de Madrid; Farmacia Imperium Healthcare.
Gina ha llegado.
Auxita ha llegado.
Gina mira alrededor y suspira.
Murmuras: “bueno… supongo que debemos esperar a que tome aire un poco todo”
Gina dice con acento Madrileño, “bueno, cómo te sientes? ”
Auxita mira el local con detalle
Gina ríe bajito
Sonríes.
Gina dice con acento Madrileño, “Oscar, pero ni que hubiesen pasado años, si eres exagerado.”
Auxita sonríe y asiente de acuerdo
Dices: “bueno pero… pasó un tiempecito”
Gina mira alrededor y ve que los anaqueles están llenos solo con algo de polvo.
Dices: “únicamente queda limpiar el polvo ambiental, hechar algún perfume y bueno…”
Auxita dice: “vamos, estamos suficientes para dejar esto como nuevo en un santiamén”
Gina dice con acento Madrileño, “ya, pero mira, solo hay algo de polvo, estás surtido y casi todo se ve bien, solo es asear un poco y estarías listo.”
Dices: “lavar el piso con valdes”
Gina asiente
Auxita sonríe
Gina asiente a auxita.
oscar mira auxita y sonríe
Gina dice con acento Madrileño, “dejemos lo del polvo aquí al don farmacéutico, que él sabrá qué orden lleva todo.”
oscar camina por el local, inspeccionando todo
Gina dice con acento Madrileño, “yo voy a por el cubo y la fregona ”
Auxita dice: “eso, nosotras le daremos frescura al resto del ambiente. me parece genial.”
Auxita mira a gina y asiente
Gina asiente y camina hacia el mostrador.
Auxita camina siguiendo a oscar para mirar en qué haría falta ayudar
oscar toma un trapo que hay colgado de un anaquel vacío y comienza a pasarlo por los lugares donde hay polvo
Gina pasa tras el mostrador y deja su bolso cerca de la caja registradora.
Gina mira de un lado a otro buscando una puerta.
oscar mira a gina
Gina ve una puerta al fondo y se dirige hacia allí suponiendo que es el almacén o algún cuarto de trastos.
Dices: “es ahí”
Auxita mira todo el sitio y va donde gina finalmente
Auxita murmura: “a ver…me pierdo porque nunca había venido.”
Gina se gira de lado y asiente a oscar antes de girar el pomo y abrir.
Dices: “ahí hay un baño donde hay algunas cosas guardadas ”
Gina abre la puerta y entra.
Auxita se gira hacia oscar y asiente, para luego entrar
Gina da una ojeada y ve el baño.
Gina se fija que hay una cubeta, una fregona y una escoba, además de algunos botes de productos de limpieza.
oscar continúa pasando el trapo por algunos de los anaqueles con cuidado
Gina mira a auxita.
Auxita la mira
Gina dice con acento Madrileño, “si quieres yo paso la escoba y tu la fregona o al contrario, como tú prefieras.”
Gina señala los implementos
Gina murmura con acento Madrileño, “luego podemos limpiar también el baño.”
Auxita dice: “dale, te dejo la escoba a vos”
Auxita sonríe
Gina dice con acento Madrileño, “bien, eso está hecho.”
Auxita asiente
Gina coge la escoba con firmeza.
Auxita mientras tanto comienza a preparar los productos de limpieza para entrar en acción en cuanto gina termine de barrer
oscar va terminando de pasar el trapo por los anaqueles, el trapo queda con mucho polvo
Gina sale con la escoba y el recogedor y comienza a barrer.
oscar estornuda
Dices: “terrible polvo le quedó a esto”
Gina va barriendo primero tras el mostrador, recoge la basura y se devuelve a echarla en la papelera del baño.
Auxita pone agua en la cubeta y va echando los productos de a poco.
Gina sale del baño y camina hacia fuera del mostrador y comienza a barrer con entusiasmo.
Gina pasa por un lado de Oscar y casi le barre los pies.
oscar mira lo que gina y auxita hacen, luego se dirige al baño y deja el trapo
Auxita tararea bajito mientras tiene ya listos los productos para repasar
Gina va barriendo entre los pequeños pasillos que forman los anaqueles y de cuando en cuando recoge la basura que barre con el recogedor.
Gina termina de barrer y se devuelve hacia el baño para tirar la basura en la papelera.
oscar sale del baño y camina hacia el local
Gina deja la escoba y el recogedor pegados en la pared donde los había encontrado.
Auxita ve que gina ha terminado y comienza a movilizarse para el repaso correspondiente.
Gina mira a Auxita.
Murmuras: “bueno, al menos no había tanta mugre…”
Gina dice con acento Madrileño, “es todo tuyo, guapa, a darle a esa fregona.”
Auxita mira a gina y asiente, mientras se va moviendo por todo el local con la fregona, sonriente
Gina sonríe y recoge el trapo que dejó oscar antes, lo humedece en el lavabo.
Gina coge un producto para limpiar y humedece el trapo.
Auxita sigue tarareando lo que se le ocurre mientras va limpiando tras el mostrador y resto del local
Gina comienza a limpiar el lavabo y el water por toda la superficie.
oscar mira como auxita pasa la fregona
el viento golpea tu cara.
Auxita mira a oscar de reojo y luego sigue a lo suyo
Gina vuelve al lavabo y abre el grifo para enjuagar el trapo.
Dices: “que bueno que siga todo como lo dejé”
Auxita mira una y otra vez cada lugar por donde va pasando, viendo que quede reluciente.
Gina exprime el trapo retorciéndolo un poco y lo deja extendido de un borde, mientras busca otro producto y se lo echa al retrete.
Auxita dice: “síi, y ahora va estar incluso mejor”
Gina mira de un lado a otro buscando un cepillo, se fija que hay uno de un lado del retrete y lo coge para frotarlo por dentro.
oscar asiente y sonríe
Gina va cepillando el retrete, cuidando de que quede todo muy limpio.
Auxita pasa fregona una vez más por todos sitios hasta que finalmente termina.
oscar nota que gina está limpiando el baño, se acerca a ella
Dices: “pero… yo al baño mucho no lo uso, no era necesario… ”
Auxita derrama el agua sobrante de la cubeta
Gina saca el cepillo con cuidado de no chorrear el piso y va al lavabo. Abre el grifo y deja que el agua corra.
Auxita deja la fregona y demás elementos donde estaban antes, luego busca un tarro de desodorante de ambiente
Gina mira de reojo a Oscar.
Sonríes.
Gina dice con acento Madrileño, “claro que sí, hay que dejarlo todo limpio, cariño.”
Dices: “creo que comenzaré a pagarles como mis limpiadoras”
Gina cierra el grifo y deja el cepillo apoyado mientras escurre.
Auxita escucha a oscar
Auxita dice: “esa voz me agrada”
Gina sonríe con malicia.
oscar sonríe pícaro a gina
Gina dice con acento Madrileño, “Pues ve pensando sí, a ver cómo nos pagas.”
Gina se acerca al retrete para jalar la cadena.
Gina tira de la cadena del inodoro.
Gina va a tirar de nuevo de la cadena.
Gina tira de la cadena del inodoro.
Auxita va pulsando el aerosol de un lado al otro, cuidando de no exagerar
Un aroma suave comienza a notarse en el ambiente
Gina coge el cepillo y lo coloca donde lo encontró, también recoge el trapo y lo dobla, revisando que todo haya quedado limpio.
Gina asiente para sí y va a lavarse las manos en el lavabo.
oscar espera que gina termine de lavarse las manos, para hacerlo él también
Gina sale del baño luego de lavarse las manos y va a buscar su bolso.
Auxita va hasta el baño para también darle el toque aromático final.
Gina saca un pequeño bote de gel antimicrobiano y se unta un poco en las manos.
oyes un claxon cerca de aquí
Auxita espera a oscar para luego proceder
oscar se lava las manos y luego sale del baño
Gina guarda el bote de nuevo en su bolso y espera que el gel seque, mientras da una mirada alrededor.
Auxita lo ve salir, entra a penas un poco y rocía el aerosol
Gina se gira y mira a oscar y a auxita.
Un hombre entra en la farmacia.
Auxita termina y entorna la puerta, para luego ir a dejar el tarro en el mismo lugar en el que estaba antes
Gina mira al hombre que acaba de entrar y luego mira a oscar.
el hombre se aproxima al mostrador.
oscar ve que un hombre ha llegado
Auxita mira de reojo que un hombre ha venido, luego entra al baño a lavarse las manos
el hombre dice: “Buenas, tendrán condones talla extra largo?”
Gina mira a oscar pero guarda silencio.
oscar se acerca al mostrador
oscar sonríe al muchacho
el hombre espera frente al mostrador mientras Oscar se acerca.
Dices: “haber… espero que sí”
Auxita sale del baño, cierra la puerta y mira la escena desde cerca de ella
el hombre asiente, espectante.
oscar toma una caja de condones de un anaquel que está cerca del mostrador, se la ofrece al hombre
el hombre la coge, la mira un instante y luego mira a Oscar.
el hombre dice: “cuánto le debo?”
Dices: “haber… ”
Auxita vuelve a mirar que no haya quedado ningún lugar pendiente de limpiar mientras oye de fondo lo que pasa con el cliente
oscar mira en la caja el precio y le dice el monto al hombre
el hombre se lleva la mano al bolsillo trasero del vaquero y saca su cartera.
el hombre le da un billete a oscar y espera la vuelta.
una mujer entra con un niño pequeño en brazos y va mirando por los anaqueles.
oscar mira el villete, abre la caja registradora, comprueba que hay dinero,y entrega el vuelto al hombre
Gina va mirando todo un poco retirada y sonríe.
Dices: “espero tenga un placentero día”
el hombre recibe la vuelta y se despide de Oscar a toda prisa.
Auxita mira a la mujer con el chiquito
el hombre sale disparado y casi se tropieza con la mujer que lleva al niño en brazos.
La mujer resopla y se acerca al mostrador.
oscar mira a la mujer
Dices: “que se le ofrece?”
La mujer dice: “disculpe, tendrá usted este medicamento?”
Auxita se sitúa cerca de Gina y mira todo, aguardando por oscar
La mujer le extiende a oscar una receta.
oscar toma el papel y lo lee
Dices: “tendré que ver…”
la mujer dice: “es para mi peque, me lo ha indicado el pediatra.”
oscar se aleja del mostrador y camina hacia los anaqueles lejanos
La mujer baja la mirada mientras espera, pendiente del niño que comienza a toser repetidamente.
La mujer mece al pequeño y le va limpiando los moquitos con un pañal de tela.
oscar toma una cajita que contiene un frasco, lo lleva al mostrador y se lo entrega a la mujer
La mujer alza la mirada y el alivio se le refleja en los ojos.
La mujer dice: “dígame, cuánto le debo?”
oscar indica el precio del medicamento a la mujer
Romina entra a la farmacia y aguarda al ver que hay una mujer comprando
La mujer asiente y haciendo maromas saca su monedero del bolso que lleva al hombro.
la mujer le da dos billetes a oscar y espera la vuelta.
el niño se remueve tosiendo.
oscar abre la caja, saca el vuelto y se lo entrega en mano a la señora
Romina se frota las sienes con ambas manos y suspira mientras aguarda
oscar mira al niño con ternura
La mujer coge la vuelta, lo tira todo en el bolso y se acomoda al niño en los brazos cogiendo la caja del medicamento.
Dices: “que se mejore, señora”
La mujer dice: “Muchas gracias, señor.”
La mujer sale a prisa de la farmacia acomodándose el bolso en el hombro y al niño en los brazos después.
Gina ve salir a la señora y suspira.
oscar mira a la chica que esperaba detrás de la mujer
Romina se acerca al mostrador al ver que la mujer salió
Gina mira a la chica que acaba de acercarse.
Dices: “buenos días…”
Gina ve a oscar.
Dices: “que se le ofrece?”
Romina dice: “Buenas…tendría algo para el resfrío? me da con mucho dolor de cabeza y garganta…”
oscar asiente
oscar se aleja del mostrador, busca en un anaquel un antigripal y se lo entrega a la chica
Romina dice: ” y unos pañuelitos desechables también, por favor.”
oscar toma un paquete de pañuelos desechables que están cerca del mostrador y los entrega a la chica
oyes una discusión a lo lejos
Romina recibe el antigripal y los pañuelos, saca su monedero para pagarlos.
Romina dice: “cuanto cuestan?”
oscar indica el precio a la mujer
Romina asiente y cuenta unos villetes, se los extiende a oscar
oscar toma los villetes, abre la caja y le da vuelto a la chica
Romina guarda las cosas en su bolso
Gina sigue atenta todo lo que hace oscar.
Romina recibe el vuelto y sonríe
oyes sonidos de obra y maquinaria de construcción
romina dice: “gracias, hasta otra”
Dices: “no hay de que”
Dices: “que se mejore”
observas como la gente va y viene.
Romina camina, saliendo del local
Gina ve marchar a la chica.
romina se gira y asiente para terminar de alejarse
Cumples con tu jornada y se te paga tu salario.
Recibes 60.27 euros.
Auxita ve a oscar, se fija que todos hayan salido y aplaude
Gina se acerca a oscar.
oscar mira aplaudir auxita y sonríe
Auxita dice: “para ser el primer día, geniaal!”
Gina le apoya una mano en la espalda y le acaricia.
Gina dice con acento Madrileño, “has estado muy bien, corazón.”
Auxita le devuelve la sonrisa
Gina sonríe.
Dices: “gracias…”
Dices: “no esperaba gente hoy, la verdad”
Gina dice con acento Madrileño, “luego tenemos que celebrarlo, con una comida o una cena.”
Auxita dice: “y así, de a poquito”
Gina dice con acento Madrileño, “pues tanto mejor, creo yo.”
Sonríes.
Dices: “hay que celebrarlo por todo lo alto”
Auxita dice: “eeso, ahora a festejar!”
Gina dice con acento Madrileño, “si has podido llevarlo tan bien sin tenerlo previsto, quiere decir que te irá muy bien.”
Sonríes.
Dices: “eso creo”
Gina dice con acento Madrileño, “sí, vamos a celebrarlo.”
Gina mira su reloj un instante.
Auxita dice: “esperamos un poco más? o nos vamos. como prefieran”
Dices: “que les parece… nos vamos a comer ahora? o más de noche…”
Gina dice con acento Madrileño, “que os parece si vamos a cenar esta noche para celebrar? Yo tengo que ir a mi turno en breve en elhospital.”
Auxita dice: “por mí sin problema, comamos esta noche”
oscar asiente
Dices: “celebremos todos esta noche”
Salimos de la farmacia tras un rato agradable, para luego salir todos a cenar por la noche. fue un día de celebración después de tantos nervios por este nuevo comienzo.

Nueva escena de rol: Sea lo que sea

Punto de vista: Iven

una habitación alquilada por iven.
Salidas Visibles: nada.
iven se da un golpe contra el canto de la mesita cuando comienza a sonar el móvil y se da la vuelta en la cama para cogerlo
iven responde en danés con la voz ronca de sueño sin saber que hora es y sin mirar la pantalla para ver quién llama
Dices: “qué pasa, quién es”
hay un momento de silencio
iven escucha una voz que no reconoce demasiado bien y menos a´si adormilado y resacoso como anda
Dices: “cristian? qué pasa? qué hora es”
Al otro lado: depende de dónde estés, en mi mundo son las ocho de la mañana, pero si estás en alguna parte de marruecos…
Dices: “joder, las ocho?”
iven poco a poco recuerda que ha estado trabajando y bebiendo bastante casi toda la noche, el dolor de cabeza y la boca pastosa son buena prueba de eso
Al otro lado: estás en condiciones de seguir una conversación?
hay mucho ruido en la comunicación
iven se pasa la mano libre por los ojos con una mueca y carraspea para aclarar un poco la voz de camionero que tiene
Dices: “sí, qué quieres”
Al otro lado: es sobre tu hermana
Dices: “cristian tío, no me jodas, no vuelvas sobre el tema después de todo este tiempo que ya he procesado que tú haces lo que te mandan igual que lo hacía ella, que sois unos mandaos y ya está, pero que me llames después de todos estos meses sin dar señales de vida, qué quieres que te diga”
se hace un silencio en la línea lleno de interferencias
Dices: “que qué quieres, cristian, que qué quieres”
Al otro lado: dónde estás?
Dices: “estoy en madrid”
Al otro lado: buscándola?
Dices: “trabajando,y de paso busco, cómo no voy a buscarla, siempre la busco”
Al otro lado: estoy cerca, quiero verte para hablar de ella
iven se sienta y un sablazo en las sienes hace que se acueste otra vez con una palabrota
iven piensa en lo raro de la propuesta de cristian que no sabía dónde estaba él y que ahora le propone verse supuestamente porque estará más cerca de españa que estando en dinamarca y no le huele demasiado bien, aunque prefiere callárselo
Dices: “qué quieres hablar?”
Al otro lado: ya te he dicho, sobre ella
iven se sienta de golpe y la cabeza le explota
Dices: “es que hay algo que no me hayas dicho? sabes algo nuevo?”
Al otro lado: calma, calma, quiero verte, y sí, sé algo nuevo
iven cuelga la llamada sin responder porque de pronto le parece que la voz no era exactamente la de Cristian ni el acento ni la forma de hablar, que él diría karen y no tu hermana y que además no recuerda haberle comentado en ningún momento que había ido a marruecos, ni tampoco lo ha explicado a nadie ni posteado nada al respecto. y todo ese ruido en la línea que apenas le dejaba escuchar la bvoz, y un danés que realmente sonaba forzado
Murmuras: “qué mierda es esto”
iven accede a lifebook desde el móvil y revisa la cuenta de Cristian, el que era fotógrafo de karen y cree que algo más que amigo, si eso amigo con derecho a roce y ve que hay un post de esa misma mañana a las 7:46 desde copenhague. quién puede ser tan imbécil para montarle un engaño tan fácil de comprobar? alguien a quien no le importe una mierda que justamente pueda comprobar y que en cambio quiera saber de él. alguien que sabe que karen desapareció, aunque eso no es difícil de saber, la verdad. además él es idiota por dar pie a que alguien que quiera engañarlo se agarre al nombre que suelta cuando no está seguro de quién habla al otro lado
iven se acuesta y suelta un gruñido. no es la primera vez que tiene esa sensación de opresión en la boca del estómago cuando parece que algo va a ir mal, pero precisamente por eso ya está medio acostumbrado. tomará precauciones pero se niega a vivir con miedo, sea lo que sea.