• ¡Conéctate!

    Telnet cyberlife.es 7777

Nuevo relato de Katia: Mi historia de vida y un objetivo concreto.

Me llamo Katia Magalí Martínez Riveros; soy de la ciudad de Abellaneda, partido de Abellaneda; correspondiente a la provincia de Buenos Aires, Argentina. Soy la mayor de 5 hermanos, hija de un militar, Gustavo José Martínez Cordera y de una doctora con especialidad en cardiología, Blanca Riveros. Tengo 22 años, mi historia de vida es algo compleja. Poco después de que naciera mi último hermano, mis padres tuvieron una fuerte discusión que provocó que se divorciaran. Mi mamá quiso tenernos a todos con ella pero fue imposible, luego de muchos pleitos nos quedamos en la casa familiar mis 3 hermanos y yo, al menor se lo llevó mi mamá porque, además de que era un bebé de a penas meses de vida mi papá, arrogante como solo él puede ser, no quiso darle su apellido, por lo que no pudo impedir que se lo llevara. Desde aquel entonces mis abuelos paternos me ayudaban con el cuidado de mis hermanos, aunque a medida que crecía me exigían que trabajara en algo para mantenerlos y mi papá, si bien aportaba, no era suficiente. A penas pude terminar la escuela, todo era más complicado sin mamá en la casa. Nunca me dijo a Dónde se iría, solo esa última noche me pidió que cuide de mis hermanitos como sea, y que haría lo posible para volver a vernos. Desde allí no supe nada más de ella, mi hermanito debería tener 13 años en este momento. Hace poco llegaron a mis oídos 2 noticias que me impactaron; corrió el rumor de que mi mamá estaba en España trabajando en un centro hospitalario, que mi ermano estaba con ella y que incluso se casó con un español. La otra noticia aunque esta me la tomé con cuidado, es que supuestamente mi papá tiene un hijo fuera del matrimonio con mi mamá; si bien los militares tienen fama de mujeriegos, yo prefiero tomarme eso como un chisme de tantos que corren por ahí. Tengo un recuerdo muy vívido de mi papá en su máximo esplendor de locura, cuando nació mi hermana Karina que ahora tiene 19 años; estaba más irritable que de costumbre, mi mamá no podía ni saludarlo porque todo se lo tomaba a la defensiva. El fue un padre ausente casi siempre por el trabajo que tenía pero dentro de todo, no nos faltaba nada. Ahora mi único objetivo es encontrar a mi mamá y por eso estoy en Madrid en este momento; si bien hay miles de hospitales en todo el país, no voy a descansar hasta encontrarla. Karina está a cargo de mis 2 hermanos menores, de 17 y de 15. Afortunadamente su pareja comprende la situación y entre los 2 hacen lo que pueden para mantenerlos, igual yo les prometí que trabajaría en España y enviaría plata para ayudarlos. Llegué hace a penas unos días, estoy acomodándome y trabajo en varios lugares con el mismo logo, Imperium Corporation. Algo que me llama la atención, pero que al final lo dejo estar porque lo que me interesa es sobrevivir mientras encuentro a mi vieja.

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.