• ¡Conéctate!

    Telnet cyberlife.es 7777

Nueva escena de rol: Muévete, sergio

Punto de vista. Sergio

Sergio escucha música en el móvil mientras lee
Una enfermera simula discutir por teléfono
Sergio suspira y apaga la música
Una enfermera cuelga y camina mirando los box
Sergio deja el móvil y sigue leyendo
Una enfermera llega al box de sergio
Una enfermera dice: Sergio… cariño, me vas a salvar la vida.
Sergio mira a la enfermera interrogante
Una enfermera dice: Me vas a dejar que me lleve tu silla tan solo 2 minutos, andamos escasos en este ala
Una enfermera dice: necesitamos hacer una movilización con otro paciente.
Sergio asiente sonriendo y haciendo un gesto como de que no la necesita
Murmuras: «ssí »
Una enfermera suspira y camina hacia la silla
Una enfermera dice: gracias, corazón.
Una enfermera se marcha con la silla
Sergio cierra el libro y lo deja en la mesilla
Sergio se pasa la mano por los ojos
Una enfermera da la silla a otra enfermera que la saca de la sala
Sergio coge el móvil, lo mira y vuelve a dejarlo
La enfermera se sienta en su mesa y sigue trabajando.
Se escuchan tiroteos intensos fuera del hospital
Sergio escucha los tiros
Sergio suspira
la enfermera sigue trabajando sin prestar atención
Los tiroteos se escuchan más cerca y una Alarma suena por todo el hospital
Sergio se incorpora
la enfermera se levanta rápidamente
Sergio escucha
la enfermera dice: tenemos que salir, despacio.
Sergio se pone tenso
la enfermera corre hacia un box con el paciente que está más afectado
Se escuchan algunas explosiones.
Sergio se queda paralizado
Personal sanitario entra en la sala ayudando a las personas que no pueden caminar
Sergio intenta llamar la atención de los que se mueven fuera
Varios soldados entran en la sala cubriendo las salidas
El personal sanitario camina a prisa ayudando a las personas
Sergio nno consigue articular ninguna palabra por la tensión
Sergio mira el lugar donde estaba la silla y gruñe
Una explosión hace temblar todo el hospital
Sergio se agarra a la cama
la alarma sigue sonando
Sergio mira las muletas
Sergio intenta llamar la atención de nuevo
El personal sanitario saca a las personas poco a poco
Sergio lucha por gritar algo coherente
algunas personas lloran
Sergio sigue paralizado, sentado en la cama
el sonido de un helicóptero se escucha sobre el hospital
Sergio se estira y abre la cortina
Sergio mira fuera
la actividad del personal sanitario no se detiene sacando a las personas de los box
Sergio hace gestos con la mano intentando llamar la atención de nuevo
Los soldados corren por la base
La sala queda vacía
Sergio respira enttrecortadamente
Sergio vuelve a mirar las muletas
Los soldados dicen: la sala está vacía, cerramos puertas y nos largamos de aquí antes de que entren.
Murmuras: «nnn nnn no»
Sergio se arrastra por la cama hasta alcanzar las muletas
Uno de los soldados bloquea una de las salidas de la sala
Sergio las coge y se le escapa la de la mano izquierda cayendo al suelo
Las ráfagas del helicóptero suenan por todos sitios
Sergio se inclina tanto como puede y logra atraparla
el soldado cierra la puerta de boxes
Sergio coge bien las muletas y coloca una a cada lado
Murmuras: «eeeh…»
la alarma sigue sonando
Sergio se muerde los labios y se pone de pie tambaleante
Sergio se queda quieto intentando equilibrarse
las luces del fondo de la sala se apagan
Sergio respira con dificultad
Sergio echa a andar muy despacio, temblando
el tiroteo es intenso
Sergio se detiene en el umbral de su box
Sergio tiembla por el esfuerzo
Sergio sale al pasillo arrastrando la pierna izquierda
Sergio mira alrededor y apenas ve nada
se escucha la llave entrando en la cerradura de la puerta de boxes
Murmuras: «eeh… eh..»
gritas: «eh..!»
gritas: «yo!»
Sergio avanza temblando, tambaleante
la alarma suena de forma continua
Sergio intenta gritar por encima del ruido de la alarma pero no lo consigue
la puerta se cierra con llave
gritas: «noo!»
Sergio llega temblando a la puerta
Sergio golpea la puerta con la muleta derecha
una explosión hace sacudir el hospital violentamente
Sergio se tambalea y cae
Sergio golpea la puerta con las manos
gritas: «eh!»
gritas: «a.. quí!»
las luces de la sala se apagan
Sergio jadea
Sergio se impulsa hasta sentarse
Sergio inspira hondo y cierra los ojos
el helicóptero se retira
Sergio trata de calmar la respiración y concentrarse
Sergio coge una muleta y busca la otra sin encontrarla
Sergio lucha por ponerse de pie
Sergio emite un bronco gemido cuando lo consigue
Sergio busca la maneta de la puerta y la acciona varias veces
alguien golpea la puerta desde fuera
gritas: «eh! yo!»
gritas: «a.. quí…!»
Sergio tiembla por el esfuerzo de mantenerse de pie
Sergio golpea la puerta
alguien desbloquea la puerta. un soldado con un uniforme de IPS entra en la sala
Sergio retrocede casi cayendo
El soldado enciende las luces
Sergio mira al soldado
Sergio parpadea deslumbrado
El soldado le apunta
Sergio mira el arma
Sergio respira hondo
Sergio abre un poco las piernas
Sergio tiembla por el esfuerzo
El soldado entra en la sala manteniendo una distancia de seguridad
el soldado apunta y grita. FUERA DE AQUÍ, AL CAMIÓN
El soldado apunta a la cabeza de sergio
Sergio mira el arma
Sergio levanta la muleta con un grito ahogado y golpea la pistola
el soldado aguanta el arma y retrocede apuntando a la cabeza de sergio
Sergio pierde el equilibrio por el impulso pero se tira hacia el soldado haciéndolo caer
el soldado cae al suelo
Sergio coge la pistola con la mano derecha
Sergio apunta al hombre
el soldado coge el antebrazo de sergio
Sergio respira con dificultad
Sergio forcejea para seguir apuntando
el soldado golpea a sergio en el estómago
Sergio se dobla sobre sí mismo sin soltar el arma
Sergio se incorpora un poco y clava una rodilla en la entrepierna del soldado
el soldado aprieta los dientes y se encoge dolorido
Sergio grita soltando el antebrazo
Sergio se aparta hacia atrás temglando sin dejar de apuntarlo
el soldado intenta alcanzar a sergio
Sergio se va apartando
el soldado se incorpora
Sergio se aleja unos pasos
Sergio apunta al soldado
Murmuras: «quie… to…»
el soldado corre hacia la puerta saliendo
el soldado corre hasta salir del hospital
Sergio se queda quieto un momento intentando recuperarse
la alarma cesa
Sergio avanza hacia la muleta arrastrándose por el suelo
los tiroteos hacen varios minutos que no se escuchan
Sergio guarda la pistola después de ponerle el seguro
Sergio coge la muleta y lucha por levantarse sin conseguirlo en varios intentos
Sergio se pone de pie
Sergio ve la otra muleta
Sergio la levanta con el pie derecho y casi cae
Sergio la coge
Sergio suspira
Sergio la suelta y coge la pistola de nuevo
Sergio se asoma fuera
Sergio se apoya en el marco
la recepción está vacía
Sergio mira a todos lados
Sergio avanza apoyándose en la pared y en la muleta
Sergio se cubre tras el mostrador y mira fuera
Sergio tiembla tanto que ha de apoyarse en el mostrador para sostenerse
Los soldados de s. y. están fuera del hospital ayudando a los enfermos a organizarse para entrar
Sergio mira a los soldados y a los enfermos
Sergio sale de detrás del mostrador y alcanza las sillas
Sergio casi cae al tropezar con una pata
Sergio se deja caer exhausto
Sergio mira fuera
Aras entra en el hospital hablando por un comunicador
Aras abre la puerta
Sergio se seca el sudor de la cara
Aras mira a todos sitios
Aras te ve
Sergio ve a aras
Aras dice con acento Lituano, «qué haces ahí?»
Sergio mira la muleta
Aras dice con acento Lituano, «fuera»
Sergio intenta levantarse
la pierna casi no lo sostiene
Aras se adentra por el hospital mirando por todos sitios
Sergio se apoya en el respaldo de la silla y se levanta
Sergio camina muy despacio apoyado en la muleta
Aras habla por el comunicador. Todo limpio, pueden empezar a entrar los pacientes.
Sergio guarda la pistola de nuevo y se apoya en los respaldos
Aras vuelve
Aras dice con acento Lituano, «aún sigues aquí?»
Sergio mira a aras
Aras dice con acento Lituano, «sal de una maldita vez, que van a empezar a entrar los pacientes»
Sergio no comprende pero cumple la orden
Sergio camina hacia la puerta
Sergio se tambalea
Sergio sale fuera
un soldado le hace un gesto a sergio para que cubra la parte derecha de la fila
Sergio se apoya en una de las columnas respirando entrecortadamente
Sergio mira al soldado
El personal sanitario acompaña a los pacientes dentro del hospital
Sergio saca la pistola y ve pasar la fila de pacientes
Sergio sigue apoyado en la columna sosteniéndose precariamente
Los soldados hacen un pasillo observando a los pacientes que entran
Sergio mira a los soldados que tiene a lado y lado y hace por separarse de la columna
algunos vehículos aceleran alejándose de la plaza
Sergio aguanta de pie sin apoyo a duras penas
Entran los últimos pacientes
Aras sale del hospital
Aras mira unos papeles
Sergio se apoya un momento en la columna
Aras levanta la mirada y asiente
Sergio intenta regular la respiración
Aras dice con acento Lituano, «pueden volver a sus obligaciones.»
la puerta del hospital se cierra
Sergio mira a aras
Aras te mira
Aras dice con acento Lituano, «ya está bien que estés ahí dentro»
Sergio te tiende la pistola
Aras dice con acento Lituano, «ve y ocupa tu lugar en las instalaciones»
Aras coge la pistola
Sergio señala la única muleta
Murmuras: «o.. tra…»
Aras dice con acento Lituano, «donde está la otra?»
Sergio señala dentro
Aras dice con acento Lituano, «Si la has dejado dentro será por algo. Mañana vas a por ella»
Sergio suspira
Murmuras: «sí…»
Murmuras: «se…»
Aras dice con acento Lituano, «ahora con el tragín que tienen…»
Sergio no consigue decir la otra sílaba
Aras dice con acento Lituano, «qué sabes?»
Sergio te mira
Aras te mira serio
Sergio suspira y vuelve a intentarlo
Murmuras: «se… ñor…»
Aras asiente
Aras dice con acento Lituano, «lárgate de aquí »
Sergio asiente
Sergio se separa de la columna
Aras dice con acento Lituano, «ocupa tu lugar, mañana formas con tus compañeros.»
Sergio se tambalea
Aras se marcha
Sergio mira la plaza y se le hace un mundo cruzarla
Sergio se muerde los labios
Sergio echa a andar muy dedespacio, apoyándose en los coches
a sergio se le dobla la pierna y casi cae
Sergio pierde el apoyo de los coches
Sergio mira la puerta de las instalaciones
Sergio avanza muy despacio
Sergio pierde el equilibrio y casi cae de nuevo
Varios soldados fuman hablando del simulacro.
Sergio mira a los soldados
Sergio se detiene, cortado por su presencia
Un soldado ve a sergio y se acerca sonriendo. Sergio! qué bien volver a verte por aquí
Sergio sonríe a duras penas
El soldado tiende la mano a sergio
Sergio vuelve a perder el equilibrio y se agarra de su brazo
Sergio lo suelta enrogeciendo
El soldado dice: apóyate, que estábamos hablando de la que se a formado en un momento con la mierda de simulacros.
Sergio mira al soldado incrédulo
Sergio intenta no apoyarse pero finalmente ve que no puede más y lo hace
Murmuras: «si.. mu…?»
El soldado dice: Sí, el lituano hijo de puta, que nos ha pegao un susto.
Murmuras: «jo.. der…»
El soldado ríe y camina con sergio hacia el grupo
Sergio camina intentando no frenar a su compañero
El soldado dice: un cigarro?
los soldados saludan a sergio
Sergio asiente con vigor
Sergio comienza a sentirse un poco mejor aunque está agotado
Sergio sonríe a sus compañeros
El soldado dice: dale un cigarro al compi, que me lo han tenido sin echar humo desde no sé cuanto tiempo
Sergio se apoya en un muro bajo
Un soldado le tiende la cajetilla a sergio
Sergio suspira de alivio
Sergio saca un cigarro
Sergio se lo lleva a los labios
Otro soldado le da fuego
Sergio lo prende
Murmuras: «gra.. »
Sergio pone cara de frustración
Murmuras: «gra.. cias…»
El soldado dice: el próximo mechero lo pagas tú
Sergio asiente
Sergio mira a los hombres
El soldado dice: Pues lo que decía, que el lituano hijo de puta y os rusos cabrones.
El soldado dice: nos han metío un susto
El soldado dice: Iván estaba cagando y
Sergio escucha al soldado
El soldado ríe
Sergio ríe
El soldado dice: por poco sale con el aguijón tocando tela
Murmuras: «ca…»
Murmuras: «ca.. brón…»
El soldado dice: ya te digo
los soldados miran la hora y suspiran
Sergio termina el cigarro
El soldado dice: toca recoger toda la mierda que han montado aquí
Sergio lo tira y lo pisa
Sergio mira a los compañeros
Todos los soldados menos uno se despiden resoplando
Sergio intenta levantarse
Sergio se pasa la mano por la cara
El soldado dice: cuando te vamos a ver con nosotros?
Sergio mira al hombre
El soldado te mira
Dices: «ya… »
El soldado sonríe
El soldado dice: menudas vacaciones, cabronazo.
Sergio vuelve a intentar levantarse
Murmuras: «re.. ga..»
El soldado dice: te ayudo?
Murmuras: «re.. ga… lo »
Sergio asiente
Murmuras: «li.. te.. »
El soldado te ofrece su brazo
Sergio se agarra y se impulsa
El soldado dice: de puta madre.
El soldado dice: donde tienes que ir?
Sergio lo mira a gradecido
Dices: «li.. te.. »
Murmuras: «li.. te.. ra »
Sergio jadea agotado
El soldado dice: yo también voy a las literas
El soldado suspira
Murmuras: «bien?»
El soldado dice: estoy hasta los cojones de día
Sergio mira a su compañero
Sergio asiente
El soldado dice: nos han puesto a correr 4 horas porque el piñata no ha terminado el circuito
Murmuras: «jo.. der…»
El soldado camina junto a sergio
Sergio lo sigue muy despacio
El soldado dice: Estaba el Julio acojonao porque lo han vestío de IPS
El soldado ríe
Sergio mira al chico
Murmuras: «yo… he…»
El soldado dice: Yo no lo he visto correr como hoy nunca
Murmuras: «vis.. to…»
El soldado dice: sí? no jodas
Murmuras: «ju.. lio?»
El soldado dice: sí
Dices: «yo…»
Dices: «él… »
Sergio resopla
El soldado dice: le has pegao un tiro?
Murmuras: «él.. a.. pun…»
Dices: «ca.. si..»
El soldado ríe
El soldado dice: te a apuntao?
Murmuras: «sí »
El soldado dice: Pues ha entrado en el hospital acojonao, te lo juro.
El soldado abre la puerta
Sergio ve su litera y sonríe
El soldado dice: bienvenido a casa
Murmuras: «gra.. cias…»
Murmuras: «tío…»
El soldado dice: Nada hombre. Pa que estamos
Sergio se deja caer en la litera
Sergio sonríe al hombre
El soldado dice: hasta mañana a las 5
Sergio resopla de nuevo
Sergio saca el móvil
El soldado se lanza en su litera con la ropa puesta
Sergio desiste
Sergio deja el móvil
Sergio se duerme con la ropa puesta, agotado
Aras camina hasta las instalaciones de descanso.
Sergio duerme como un bendito
Aras entra en las instalaciones dándo una fuerte patada a la puerta que se abre dando un sonoro golpe
Aras grita: «todos arriba»
Sergio se despierta de golpe
El soldado murmura: si hombre.
Sergio se incorpora mirando a aras
El soldado se incorpora
Aras os mira
Aras dice con acento Lituano, «10 horas en la plaza, formando.»
Sergio cierra los ojos
El soldado mira a aras con los ojos como platos
Sergio se sienta en la cama
Aras se apoya en la pared riendo
Aras dice con acento Lituano, «menuda cara»
Sergio intenta decir algo
El soldado dice: esto… em.
Sergio mira a aras
El soldado dice: es coña? o vas en serio
Murmuras: «co… ña…»
Aras ríe y sale negando con la cabeza
Aras cierra de un portazo
Murmuras: «ca..brón »
Sergio se deja caer
El soldado dice: me cago en sus familiares que venden CDS en mi pueblo
Sergio ríe
El soldado vuelve a caer en la cama
Sergio se duerme de nuevo
Aras se aleja de las instalaciones

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.