• ¡Conéctate!

    Telnet cyberlife.es 7777

Nueva escena de rol: Una sexy enfermera

Punto de vista: Ives

Zona de boxes.
Es un área amplia y bien iluminada. Cada compartimento está delimitado por tabiques prefabricados y contiene una cama, una mesa auxiliar y un pequeño armario para guardar las pertenencias.
Te encuentras con Ives.
Salidas Visibles: fuera.
Aletheia mira a Ives
Ives murmura no me hagas nada, que estoy malito
Ives murmura que no me puedo mover
Aletheia baja la mirada y se muerde el labio
Murmuras con acento catalán, «no pensaba hacer nada »
Ives murmura jo…
Ives mira el box que está cerrado por cortinas
Aletheia se asegura de que no hay enfermeras de ronda y mira las cortinas bien corridas
Ives se imagina a Aletheia vestida de enfermera. Los vestuarios están cerca…

Disclaimer

Las siguientes escenas contienen lenguaje y descripciones sexuales explícitas que pueden no ser aptas para menores de edad o personas sensibles.

Aletheia sale sigilosa y va al fondo del pasillo. Se cuela y coge un uniforme de enfermera
Aletheia va a los baños, y se cambia. ha cogido un uniforme con falda
Aletheia entra sigilosa al box y corre la cortina
Aletheia se ha quitado el sujetador y las bragas
Ives mira a Aletheia excitado
Aletheia se acerca y le susurra: se ha sentido usted bien, señor
Ives murmura aún tengo dolores…
Aletheia pone carita de preocupada
Ives pone cara de dolorido
Aletheia va haciendo que le revisa el cuerpo, descendiendo despacio hasta rozar el bulto de su entrepierna
Aletheia deja su mano sobre el miembro de ives y le susurra: le duele acá, señor?
Ives murmura un poco… la verdad
Aletheia asiente comprensiva
Ives murmura es grabe?
Murmuras con acento catalán, «lo revisaré y se lo confirmaré, por ahora parece que tiene usted una inflamación aguda »
Aletheia le susurra: quizá necesite una atención inmediata
Aletheia se relame los labios mientras te mira
Ives asiente mostrando la cara de preocupación.
Ives dice: «ayúdeme, enfermera…»
Aletheia frota seductoramente el miembro
Aletheia susurra: le ayudaré, no se preocupe
Aletheia se encarga de acomodar a Ives para que pueda verle sin dificultad, inclina la cama y le arregla las almohadas
Ives se excita al verte.
Aletheia desabotona algo la blusa, se ven parte de sus pechos
Aletheia se acerca mucho al cuerpo de Ives y se inclina hacia su miembro
Aletheia con cuidado te mordisquea por encima de la ropa de hospital
Ives tensa sus piernas y nota como su miembro va creciendo poco a poco
Aletheia le acaricia de arriba abajo sobre el pijama, siente como se pone turgente
Aletheia con cuidado saca el miembro del pijama y le da lametazos; luego deja que su aliento te roce la piel
Aletheia va mordisqueando tu glande y así hasta llegar a la base; lame tus huevos con la punta de la lengua
Ives arquea la espalda y empieza a gemir muy suave
Aletheia hace desaparecer tu miembro, despacio, entre sus labios. te aprieta con ellos cada vez que avanza
Ives respira agitado mirando la escena
Aletheia te siente ir creciendo en su boca
Aletheia mientras te la come despacio, juega con una mano en la base, da pequeños apretoncitos y te masajea
Ives te mira deseoso y apretando los dientes para no gemir y despertar a las personas de los box cercanos
Aletheia comienza a masajearte en la base y el cuerpo de tu polla, se dedica a besar, mordisquear y chupar tu glande; juega con tu frenillo, se pasea por tu desembocadura y la repasa con la punta de la lengua
Aletheia comienza a comértela despacio; succionando cada vez que te hace entrar más profundo en su boca
Ives se retuerce de placer
Aletheia te lleva hacia su garganta y hace que traga al ritmo de las palpitaciónes de tu polla, que está cada vez más turgente.
Aletheia comienza a comértela más rápido, alternando succiones leves con profundas, mientras te acaricia los huevos
Ives empieza a perder el control
Ives murmura no puedo aquí…
Aletheia siente que te tensas y te aceleras, calma los movimientos
Ives mira su alrededor y aprieta los dientes tensando su cuerpo
Aletheia se la saca y frota sus labios con tu glande
Aletheia deja que mires como tu glande dibuja sus labios, guiado por sus manos
Ives murmura uff….
Ives gime mordiéndose el labio
Aletheia besa y da chuponcitos suaves a tu glande
Aletheia siente como tu polla se contrae involuntaria
Aletheia susurra: uy, esto necesita atención inmediata
Aletheia comienza a comerte la polla por completo, ves como su rostro muestra placer al hacerlo
Ives empieza a gemir descontrolado
Se escuchan pasos cerca de los boxes
Aletheia continúa comiéndotela
Aletheia siente los pasos y se queda con tu polla en la garganta sin moverse
Aletheia traga grueso acariciando tu glande y se la saca de golpe cuando siente los pasos más cerca
Aletheia te cubre con la sábana.
Ives intenta relajarse
Una enfermera abre la cortina y mira
Aletheia le sonríe a la enfermera
La enfermera mira extrañada a Aletheia.
Una enfermera dice: Hola. ¿quien es usted?
Aletheia murmura soy nueva en el turno de noche. Me llamo Eva.
Aletheia murmura la dra arais me encargó especialmente a este paciente para unas terapias físicas de fortalecimiento
La enfermera asiente y sonríe, saliendo y volviendo a cerrar la cortina
Aletheia mira a Ives de reojo
Ives sonríe pícaro
Aletheia se abre un poco más el uniforme
Aletheia susurra ya se siente bien, señor?
Aletheia se pasa la lengua descaradamente por los labios
Aletheia le susurra en el oído ya no siente dolor?
Ives murmura aún sí…
Aletheia al susurrarte frota sus pechos contra ti
Ives murmura necesito… medicina.
Ives mira tus pechos deseoso
Aletheia susurra usted puede mostrarme como se siente mejor, si quiere, señor
Aletheia deja sus pechos a tu alcance
Aletheia va acariciando tu polla rítmicamente
Ives acerca la cara a tus pechos y empieza a lamerlos
Aletheia se saca los pechos del uniforme para que puedas lamerla mejor
Aletheia ha desabotonado el uniforme hasta la cintura
Aletheia susurra excitada, ud necesita drenar, señor, está muy tenso…
Aletheia te acaricia y aprieta sensualmente tu polla, al ritmo de tu lengua en sus pechos
Ives asiente mientras pasa su cara con la lengua por tus pechos, lamiéndolos con gusto
Aletheia se acerca mucho a tu oído y te susurra: quiero que me des toda tu leche, quiero saborearla toda, cielo.
Ives suspira profundamente.
Ives dice: «no me digas eso…»
Ives te mira completamente excitado
Aletheia te susurra sensual: no me quieres dar tu lechita, yo la quiero
Aletheia te susurra: anda, cielo, dámela toda
Ives te mira y asiente perverso
Ives mira su alrededor y escucha que no venga nadie
Aletheia se relame al ver tu mirada
Aletheia te susurra dime, como te gusta más que te la coma, que más quieres que mi boqita haga para ti
Ives murmura me gusta que improvises…
Ives tiene escalofríos al verte
Aletheia te susurra y gime suavecito mmm que rico eso
Aletheia te pasa la lengua por el rostro como una gata
Aletheia se mueve despacio y se agacha para alcanzar de nuevo tu polla; la va lamiento como si fuese un helado
Ives se tensa y deja salir el aire de su boca en silencio, haciendo un esfuerzo sobrehumano para no gemir
Aletheia roza con su lengua tufrenillo, rodea ansiosa tu glande, lo lame, lo mordisquea, lo va chupando, primero suave y luego más fuerte
Ives gime muy flojo
Aletheia acaricia tus huevos ritmicamente, comienza a co´mertela ahora con un ritmo sostenido … ni lento, ni rápido
Aletheia deja que mires como te la come y como goza haciéndolo
Ives cierra el puño de la mano izquierda y tensa la espalda mirándote.
Ives murmura como sigas así yo voy a….
Ives suspira de placer mirándote
Aletheia se la saca un momento, susurra jadeante dámela, anda… córrete para mí, cariño
Aletheia comienza a comértela otra vez
Ives asiente
Aletheia te la come sin tocarte, solo sus labios y su boca se hacen cargo
Ives no puede aguantar más y empieza a gemir más fuerte
Aletheia coge tu mano y la lleva a su cabeza
Ives murmura más rápido…
Ives te guía con su mano la velocidad.
Aletheia te la come cada vez más rápido
Aletheia deja que la empujes a tu gusto
Ives empieza a tensarse y a arquear la espalda.
Ives tiembla
Ives susurra entre gemidos voy a llegar ya…
Ives cierra los ojos y aprieta tu cabeza contra su miembro sin dejar que la muevas
Aletheia succiona más fuerte para que llegues con fuerza
Ives empieza a eyacular dentro de tu boca entre gemidos y el movimiento de su cadera
Ives tiembla y libera tu cabeza, dejando la mano sobre la cama, agotado
Aletheia traga muy despacio, sientes como te jala hacia su garganta
parte de tu leche se le derrama por las comisuras, se va relamiendo despacio
Aletheia te lame para no dejar leche regada, suspira mientras lo hace
Ives te mira con morvo
Aletheia te sostiene la mirada mientras sigue relamiéndose
Aletheia se acerca y te susurra, me gusta tu sabor
Ives murmura a mi me encantas tú… enfermera..
Aletheia se sienta del lado izquierdo de la cama
Aletheia se sienta de una forma que hace que se le subiera la falda del uniforme
Aletheia mete su mano bajo la falda y se toca
Ives te mira con deseo
Aletheia saca dos dedos mojados y brillantes con su flujo y te los ofrece
Ives lame los dedos saboreándolos
Aletheia retira sus dedos y vuelve a tocarse
Aletheia se saca la mano de debajo de la falda y se la sube .. deja expuesta su cuquita para ti
Aletheia te agarra la mano y guía tus dedos en su interior
Aletheia te susurra cógeme con tus dedos…
Aletheia separa las piernas para que puedas penetrarla mejor con tus dedos
Aletheia separa un poco más sus piernas, quiere sentirte mejor
Aletheia comienza a frotarse el clítoriz
Aletheia al ver que no reaccionas, mueve ella sus caderas contra tus dedos y se frota cada vez más rápido
sientes como tus dedos se mojan muchísimo dentro de ella
Ives empieza a masturbarte lentamente con dos deditos dentro de tí
Aletheia gime suavecito
Ives saca los dedos brillantes y los chupa mientras te mira. Los saborea lentamente
Ives vuelve a buscar tu sexo
Aletheia te mira chupándote los dedos
Ives se echa a un lado de la cama dejándote espacio a su izquierda para que te tumbes
Aletheia se muerde el labio… le da morbo verte
Aletheia se tumba
Ives empieza a besar y mordisquear tu cuello, mientras juguetea con tu clítoris
Ives murmura enfermera… esto forma parte del tratamiento?
Ives murmura de esas movilizaciones?
Murmuras con acento catalán, «sí, señor »
Ives sigue jugueteando con tu clítoris,mientras baja poco a poco hasta tu clavícula
Ives se gira un poco y empieza a besarte cariñosamente. pasa su brazo izquierdo bajo tu cabeza y acaricia tus pechos mientras te mordisquea y susurra cosas en tu oído.
Aletheia se estremece
Ives te susurra: enfermera… tú me enseñarás los movimientos, verdad?
Aletheia te mira suplicante
Aletheia susurra sí, señor
Ives baja hasta tu clavícula y mordisquea cerca del acromion
Aletheia se le eriza la piel y se moja
Ives pellizca tus pezones haciendo que se endurezcan
Aletheia jadea bajito para no hacer ruido
Ives te susurra: me han dicho que tú me darías mi medicina… que la tenías encima.
Aletheia susurra sí, señor
Ives sigue bajando por tu hombro mirando tus pechos con deseo
Ives te hace tumbarte de lado mirándole
Aletheia se coge los pechos
Aletheia te mira
Ives te mira y baja hasta tus pechos, mordisqueándolos
Aletheia echa la cabeza hacia atrás y deja sus pechos más accesibles para ti
El timbre del box de la derecha suena y algunos pasos caminan hacia el box, entrando.
Ives sigue lamiendo tus pechos y mordisqueando tus pezones
Ives susurra: en silencio no tiene que pasar nada.
Asientes afirmativamente.
Ives murmura a demás estás dándome la tabla de ejercicios
Aletheia susurra con la voz muy bajita sí, señor
Ives empieza a lamer el pliegue de tus pechos
Aletheia se concentra para no gemir ni jadear
Ives baja la mano acariciando tu trasero y apretándolo mientras succiona uno de tus pezones con la boca
Aletheia entreabre la boca pero no gime
Ives mete su mano entre tus piernas y toca tu cuquita
Ives te penetra lentamente y con facilidad debido a la lubricación de tu sexo
Aletheia se arquea y adelanta sus caderas
Ives juguetea con un dedito en tu interior, mientras se acerca a tí y te besa la mirada y
Aletheia se mueve, siente tu dedo…
Ives te penetra acariciándote tu humedad… mete otro dedo más.
Ives te mira y mira su miembro que vuelve a estar duro
Ives murmura y sí…
Aletheia se contrae, se muerde el índice para no gemir
Ives murmura y sí cambiamos de técnica…
Ives murmura no sé… hacer otros movimientos
Aletheia asiente
Ives saca sus dedos de tu interior
Aletheia suspira
Ives se lleva los dedos a la boca mientras te mira
Ives murmura quiero verte encima de mí
el deseo de aletheia se le nota en los ojos
Ives mira a su alrededor, en el box de la derecha la enfermera sigue tratando al otro paciente
Ives murmura quieres deditos? o prefieres
Ives se mira el miembro
Ives te mira a tí
Aletheia mira tu miembro anhelante
Ives murmura quiero metértela
Ives sigue chupando sus dedos
Ives murmura me encanta esta medicina
Aletheia se relame al verte chupar tus dedos
Ives murmura quiero que me trates tú siempre
Aletheia mira el box vecino, vigila a la enfermera
Ives se acomoda en la cama y te mira deseoso
Aletheia susurra sí, señor
laenfermera se va…
Ives escucha como se va la enfermera y sonríe
Aletheia te mira deseosa
Aletheia con cuidado se pone a horcajadas sobre ti
Ives murmura tú eres la enfemera… sabes que tienes que hacer, verdad?
Ives te sonríe
Ives separa tus manos para ver mejor tus pechos
Ives asiente lentamente mientras estudia tu cuerpo
Aletheia coge tu miembro y lo guía hasta sucuquita, frota su clítoriz con tu glande
Ives mueve su cadera rozándote
Aletheia se estremece
Aletheia te sostiene firme y comienza adescender. sientes como su cuquita se va abriendo para ti
Ives levanta las caderas para penetrarte más rápido
Aletheia se muerde el labio para no gemir
Aletheia se deja caer, su cuquita te abraza fuerte
Aletheia teniéndote dentro se aprieta los pechos
Ives te mira medio vestida con el uniforme abierto
Ives murmura me encantas
Aletheia te mira con lujuria
Aletheia comienza a subir y bajar despacio
Ives mueve las caderas para notar tu sexo
Aletheia se pellizca los pezones
Ives murmura me la pones muy, muy, muy dura
Ives nota como entra y sale de tí
Aletheia reprime un gemido .. te siente duro entrando y saliendo
Aletheia se comienza a mover más rápido pero sin dejarse caer para no hacer ruido
Ives te mira fíjamente y baja hasta tus pechos, que pellizca con el brazo izquierdo
Aletheia se estremece con tu contacto y se contrae
Ives acompaña tus movimientos con movimientos de cadera
Ives deja salir el aire poco a poco intentando relajarse un poco
Aletheia se inclina y apoya las manos a los lados de tu cuerpo
Aletheia se mueve para sentir como rozas su punto g
Ives apoya su mano en tu lumbar y hace que te sitúes más recta para penetrarte con más profunidad
Ives te da una palmada sonora en el trasero para que sigas moviéndote.
Aletheia tiene muchas ganas de gemir
Ives sonríe pícaramente
Aletheia se contrae
Ives murmura quiero oírte.
Ives murmura forma parte de mi tratamiento
Aletheia niega
Ives te mira dolorido
Aletheia susurra pueden venir
Ives murmura no me vas a curar? estoy malito
Ives murmura no va a venir nadie.
Aletheia te mira; notas que está que explota
Ives murmura deja que tu cuerpo se exprese
Ives gime flojito
Aletheia jadea
Ives sigue penetrándote profundamente, nota el calor y las contracciones de tu sexo
Aletheia se mueve más rápido
Aletheia gime sin poder evitarlo
Ives acompaña tus movimientos con su mano y asiente al escucharte gemir
Ives murmura así sí me gusta…
Ives gime mientras te penetra
Ives murmura eso es… cúrame.
Aletheia susurra que rico sentirte dentro de mi
Ives murmura tenía tantas ganas de esto…
Aletheia se incorpora
Ives levanta una ceja molesto
Aletheia se deja caer para que lapenetres profundo
Ives murmura no…
Ives sonríe.
Ives gime sin poder evitarlo
Aletheia se queda contigo dentro, comienza a frotarse el clítoriz
Ives te masajea los pechos
Ives murmura me encanta ver como te tocas
Ives mira tu sexo
Aletheia con la otra mano seaprieta sobre tu mano
Ives empieza a penetrarte lentamente mientras te acaricias
Aletheia su cuquita comienza a contraerse
Ives te pellizca uno de los pezones tirando suavemente de él
Aletheia echa la cabeza hacia atrás
Ives te mira y gime
Aletheia gime de placer
Ives murmura si…
Ives intenta penetrarte más rápido
Aletheia acelera un poquito el ritmo
Ives asiente mientras gime
Aletheia susurra así…
Ives murmura así…. sí
Aletheia susurra divino…
Ives te empuja un poco hacia atrás haciendo que te inclines hacia sus pies
Ives mira tu sexo como es penetrado
Ives te mira y gime.
la cuquita de aletheia se contrae cada vez más
Ives sigue penetrándote más rápido, moviendo sus caderas.
Aletheia susurra entre gemidos, que rico me coges
Ives sonríe y gime mirándote
Ives hace que te acerques a él sin sacarla
Aletheia susurra mi cuquita…
Ives murmura quiero tus pechos
Ives murmura no es tuya… ahora es mía…
Aletheia gime
Ives sigue penetrándote notando la calidez de tu sexo, las contracciones, la humedad.
Ives gime al sentir que está dentro de tí
Aletheia susurra voy a llegar
Ives murmura espérame un poquito…
Ives murmura un poquito solo…
Aletheia se concentra para contener el orgasmo
Ives te mira y empieza a sudar un poco, excitado
Aletheia susurra no voy a poder… no puedo
Aletheia gime
Ives te da una palmada en el trasero para que te muevas más rápido
Ives te mira suplicante
Aletheia se mueve más rápido
Aletheia te mira
Ives murmura yo voy a llegar ya… más rápido…
Aletheia se mueve al ritmo de su deseo
Ives gime y aprieta uno de tus pezones con cuidado
Ives murmura ahora sí que voy a llegar yo…
Aletheia gime y se abandona
Ives murmura te puedo llenar tu cuquita de mi leche, verdad?
Aletheia se estremece sobre ti
Ives gime y se deja llevar
Aletheia asiente con los ojos cerrados
Ives eyacula dentro de tí,se muerde el labio para evitar gemir muy fuerte
Aletheia gime al sentirte correrte en su interior
Ives abre los ojos mucho finalizando el orgasmo
Aletheia respira jadeante
Ives jadea liberando su labio con un poco de sangre
Ives murmura me encanta
Aletheia siente como su cuquita sigue contrayéndose alrededor de tu miembro
Ives murmura esto de no poder gemir… me pone mucho
Ives te guiña un ojo
Aletheia sonríe
Ives sigue penetrándote lentamente.
Aletheia susurra a mí también
Ives murmura y si no me dan el alta mañana?
Ives sonríe
Aletheia piensa
Ives te guiña un ojo y murmura: bueno… fijo que podemos hacerlo en más sitios
Ives murmura ahora tengo que recuperarme y como no esté entretenido con algo….
Aletheia susurra me disfrazaré de camillera para sacarte a algún otro lado
Ives murmura es mejor que esté cansado
Ives sonríe.
Aletheia se levanta despacio
Ives te observa fascinado
Aletheia te besa
Ives te devuelve el beso
Murmuras con acento catalán, «puedo mantenerte cansado todos los días »
Ives murmura eso sería de ser muy buena cuidadora…
Ives murmura y tú me tienes que cuidar ahora…
Ives te guiña un ojo pícaro
Murmuras con acento catalán, «por mi compañero lo que sea »
Ives sonríe.
Aletheia te mira perversa
Ives murmura te quiero.
Murmuras con acento catalán, «y yo a ti, cielo »
Ives te sonríe con calidez
Aletheia te devuelve la sonrisa
Ives sonríe.

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.